Han pasado 27 años desde que don Rogelio Oporta Sáenz decidió construir su vivienda en el barrio San José de las Colinas, anexo al Camilo Ortega y es hasta hoy que puede gozar de su título de propiedad gracias al gobierno Sandinista.

"Gracias al comandante Daniel y su esposa Rosario que se preocupa por los pobres, también doy gracias al Dios que sin él esto hoy no sería realidad y espero que sigamos buscando la paz para que más familias gocen de este derecho", dijo don Rogelio.

"Necesitaba tener este documento y gracias a Dios que el gobierno cumplió y ahora tengo mis documentos en orden por cualquier situación", agregó.

La Procuraduría General de la República fue la encargada de hacer la entrega de 58 títulos de propiedad.

Alba Luz Aguirre Cruz, fue otra de las personas que vieron restituido su derecho.

"Dios lo puede todo. Agradezco mucho al comandante porque luché años para tener este título, pero por la mano de Dios y el corazón de cada ser humano, mi sueño se ha logrado", dijo.

"Ahora gano muchas cosas porque todos somos de la muerte y si un día quiero donarlo a mis hijos se los dejo libremente porque esto es mío", prosiguió Alba.

Asimismo, Ángela María Flores comentó "El presidente le da los títulos a los más pobres y por eso pedimos a Dios que devuelva la paz a Nicaragua para que sigamos alegres".