Nuestro país cuenta con una “línea base de emisiones de gases de efecto invernadero, proveniente de la deforestación y degradación forestal en Nicaragua, para el periodo 2005-2015”, esta herramienta permite conocer, monitorear, mediante diferentes instrumentos científicos, la situación de nuestros bosques en relación con la captura de las emisiones.

“Este es un trabajo que nos encomendó nuestro presidente Daniel y la compañera Rosario Murillo vicepresidente de Nicaragua, en el marco de cumplir con el acuerdo de París sobre el cambio climático, entonces se nos encomendó hacer un trabajo para ver cuántas emisiones tienen nuestros bosques en todo el país y poder definir una línea base para después ir midiendo las acciones que como Gobierno, estamos desarrollando y poderle decir el mundo cómo estamos contribuyendo nosotros al cambio climático, en función de reducir la deforestación y reducir la degradación”, explicó el compañero Javier Gutiérrez, Viceministro del Marena.

El Ministerio del Ambiente y los Recursos Naturales Marena en coordinación con el Instituto Nacional Forestal Inafor y el Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales Ineter, han realizado desde el año pasado, un trabajo minucioso con imágenes de alta resolución, y según especialistas de esas imágenes se ha constatado en una malla digital de más de 5000 puntos cuánto bosque tenemos, una vez que los especialista determinan esa cantidad de área de bosque, también se mide cuánto bosque se perdió y cuánto bosque se ganó, ya con esta información Nicaragua realiza el primer análisis de nivel de referencia.

Para el Consultor German Obando, Experto Internacional en Carbono Forestal, los datos brindados por esta línea base son alentadores para el trabajo que se hace en la protección de los bosques en Nicaragua, “hay una muy buena noticia, y es que él país está absorbiendo alrededor de dos millones de toneladas por crecimiento de bosque, esto es un trabajo que no se termina acá esto requiere de más afinamiento, pero el país ya está en capacidad de monitorear, publicar y someter a la convención su nivel de referencia de emisiones forestales, Nicaragua tiene una gran extensión de bosque todavía, creo que está entre los países con más cobertura forestal en este momento” enfatizó Obando.

Según el viceministro Gutiérrez, en el mes de enero se presentará este trabajo de línea base de emisiones de gases de efecto invernadero proveniente de la deforestación y degradación forestal, en Cancillería a diplomáticos acreditados en nuestro país, organismo multilaterales y posteriormente nuestra presidencia lo va a remitir a la Convención Marco de Nacional Unidas sobre Cambio Climático, y Nicaragua seria uno de los primeros países en dar cumplimiento a esta información.

En fe y esperanza, seguimos garantizando la protección de nuestra Madre Tierra, por el bien común de las familias nicaragüenses.

marena

marena