La República de Nicaragua y los Estados Unidos de América llevaron a cabo la firma del acuerdo de despliegue recíproco de oficiales de seguridad a bordo, que busca mantener la seguridad en el transporte aéreo.

En el acto realizado en la Cancillería de la República, estuvieron presentes la compañera Arlette Marenco, viceministra de Relaciones Exteriores; el compañero Carlos Salazar Sánchez, director general del Instituto Nicaragüense de Aeronáutica Civil; el señor Shad Cummins, ministro consejero de la embajada de Estados Unidos de América; el comisionado general Adolfo Marenco, subdirector de la Policía Nacional; el señor Michael Solkowski, agregado asistente de remoción de la embajada de los Estados Unidos de América; funcionarios del Instituto Nicaragüense de Aeronáutica Civil y funcionarios del Ministerio de Relaciones Exteriores.

El director general del Instituto Nicaragüense de Aeronáutica Civil, Carlos Salazar Sánchez, explicó que Nicaragua lleva un poco más de tres años negociando este acuerdo con TSA (Transportation Security Administration).

Aunque existe un acuerdo marco la TSA ha realizado doce visitas a Nicaragua, ha reconfirmado la seguridad que se mantiene en nuestro país, en nuestro aeropuerto internacional y algo muy importante que destacar es la coordinación conjunta con la Policía, el Ejército, las autoridades de seguridad portuaria y la TSA”, explicó.

El director de Aeronáutica Civil, aseguró que la TSA como un órgano de seguridad de transporte de los Estados Unidos tiene un marco de coordinación y respeto con autoridad de nicaragüenses.

Hemos trabajado en conjunto durante todos estos años y con este documento que se firma el día de hoy. Damos cumplimiento a las normas internacionales establecidas por la OACI (Organización de Aviación Civil Internacional) en el anexo diecisiete, así que esto efectivamente viene a establecer un marco más amplio de cooperación y de coordinación con las autoridades que son las que realmente ejecutan los procedimientos a como es la Policía Nacional y el Ejército en el caso de nuestra seguridad aeroportuaria”, enfatizó.

Por su parte, señor Shad Cummins, ministro consejero de la embajada de Estados Unidos de América, indicó que la seguridad aérea es primordial en toda América Latina.

“Tenemos acuerdos similares con otros países en Latinoamérica y eso va a asegurar más la seguridad entre las aerolíneas y la transportación internacional”, concluyó.