El Juez del Sexto Distrito Penal de Juicio, interpondrá un informe detallado (queja) ante el Consejo Nacional de Administración y Carrera Judicial de la Corte Suprema de Justicia, en contra del abogado Julio Montenegro, porque nuevamente abandonó sin causa justificada una audiencia en la que representa a 9 personas señaladas de delitos graves como terrorismo, homicidio, crimen organizado y otros.

Este martes, el abogado Montenegro estaba citado a la continuación del juicio a las 10 de la mañana; sin embargo, eran las 2:30 minutos de la tarde, y no se hizo presente a defender a sus clientes, dejándolos prácticamente a su suerte y en la indefensión, provocando con esto retraso en el proceso.

No es la primera vez que Montenegro deja una causa en abandono, por lo que cada proceso que lleva se tiene que ver postergado o suspendido, causando más gastos al Poder Judicial y una pronta justicia a sus defendidos.

Esta actitud del abogado de los acusados por terrorismo o crimen organizado, vinculado al intento frustrado del Golpe de Estado, parece ser una estrategia diseñada desde el Centro Permanente de los Derechos Humanos (CPDH), organismo para el que trabaja y que se ha visto vinculado con instituciones asociadas con el gobierno de Estados Unidos, que han financiado los actos violentos ocurridos entre abril, mayo y junio.

A la audiencia tampoco se presentó la abogada sustituta María Oviedo Delgado.

JUICIO3

El Ministerio Público solicitó remitir el informe de queja a la Corte Suprema de Justicia y sea ésta, en base a la ley de carrera judicial, determine la sanción disciplinaria que puede recaer contra el abogado.

“Siendo que estaba programado este juicio oral y público para realizarse el día de hoy para las diez de la mañana y siendo ahorita exactamente las 02:45 minutos de la tarde, sin que este abogado se haya presentado, violentando lo que establece la norma constitucional que tienen los acusados el derecho a la defensa, retrasando este juicio oral y público, el Ministerio Público conforme al principio de inmediación establecido por el Código Procesal Penal, va a solicitar en esta audiencia que decrete el abandono de la defensa, en este caso Julio Montenegro y su sustituta la abogada María Oviedo, en vista que no hay ninguna justificación en el presente proceso”, dijo el fiscal.

El juez respondió “esta autoridad judicial ha constatado que no existe causa justa del licenciado Julio Montenegro y de la licenciada María Oviedo Delgado, que justifique la incomparecencia al día de hoy a esta audiencia de continuación de juicio oral y público, tal y como consta en el sistema Nicarao y en el expediente judicial, en consecuencia ambos abogados han incurrido en una ausencia injustificada, por lo que está autoridad considera abandonado el derecho de defensa constitucional y procesal de los acusados y este abandono recae en la defensa técnica titular Julio Montenegro y defensa técnica sustituta María Oviedo”.

Práctica recurrente de Montenegro

El Código Penal establece que los acusados tienen derecho a nombrar otro defensor, ya sea uno pagado por sus familiares o un defensor público pagado por el estado. Cada acusado ratificó como su abogado a Montenegro, por lo que el juez no tuvo más opción que suspender la audiencia y reprogramar en otra fecha.

El abogado de los tranquistas y terroristas trabaja para la CPDH y desde esa organización se ha dado a la tarea de asumir la defensa de personas que cometieron actos de violencia, que dejaron luto y dolor entre las familias nicaragüenses.

Montenegro lleva al menos 6 causas diferentes, entre estos defiende a Medardo Mairena, autollamado líder campesino acusado de la muerte de cuatro policías y docente. En cada uno de estos procesos a Montenegro, siempre se le pide que haga uso correcto de las normas procesales y jurídicas al momento de hacer la defensa de sus clientes.

JUICIO3

JUICIO3

 

JUICIO3