El Secretario General de la Alcaldía de Managua, compañero Fidel Moreno, detalló hoy en el Programa En Vivo de Alberto Mora, el avance de las obras emblemáticas de la comuna como son el Paso a Desnivel de Las Piedrecitas, el Paso a Desnivel del Siete Sur y el enlace entre estos y la Pista Juan Pablo II.

Sobre el impacto y la proyección de estas obras, Moreno recordó la sabiduría popular: “En uno de los recorridos que hacemos por los diferentes barrios de Managua, una señora me decía: El proyecto más importante es la calle que pasa por mi casa”, refirió.

“Desde luego que así es, definitivamente, el proyecto más importante es el que te cambia la vida, el que aporta un pequeño ingrediente para que las cosas mejoren en el entorno, en tu barrio, en tu comunidad”, resaltó.

“A partir de eso hemos aprendido que realmente todos los proyectos son importantes, hay unos que tienen un impacto mayor por la cantidad de personas a las que beneficia de alguna manera”, añadió.

Destacó que este año la Alcaldía de Managua concluye dos de los proyectos más importantes de la historia vial de Managua.

El Paso a Desnivel de Las Piedrecitas, el Paso a Desnivel del Siete Sur, constituyen una apuesta a la transformación vial de la ciudad, muy grande.

En ese sentido señaló que el proyecto de Las Piedrecitas, estará concluyendo a finales de este mes, el 30 de noviembre. “En los próximos 25 días, vamos a terminar ese proyecto que tiene un avance del 95%, ya a estas alturas”, informó.

Explicó que estos dos proyectos son dos rampas entrelazadas que cruzan una encima de otra, para permitir la fluidez vial en esa intersección, donde circulaban más de 40 mil vehículos al día.

Moreno mostró imágenes de hace 15 días del proyecto de cómo se entrelazan las rampas y aclaró que al día de hoy el avance es notorio.

 

Dijo que ese proyecto que concluirá en 25 días permitirá el flujo permanente de vehículos en esta intersección, “el conductor no se detendrá en ningún momento, lo que garantiza, que teníamos entrando desde Las Piedrecitas colas de duración de 45 minutos hasta una hora en algunos casos para poder circular en esta intersección sin tener ningún tipo de tropiezo, este es uno de los elementos esenciales”, enfatizó.

Facilitar circulación y seguridad vial

“Realmente lo más importante es que facilités la circulación vial y lo hagás de manera segura; una intersección con semáforos o con otro tipo de reguladores de tráfico generalmente puede provocar con ese volumen algunos accidentes”, dijo.

Este tipo de regulación vial, garantiza que se pueda circular más rápido y segundo, que se pueda circular de una manera más segura que es esencialmente lo que se pretende.

“Muy cerca de ahí tenemos el Paso a Desnivel del Siete Sur, esta obra tiene un avance en este momento del 60%. Estamos en la parte más visible de la obra, creo que muchos de los elementos que te indican que las obras tienen una serie de elementos que no se ven, todo lo que tienen que ver con canalizaciones, agua potable, aguas negras, electricidad, de comunicaciones, los cimientos, los despejes de las vías”, agregó.

“En el Siete Sur, a diferencia de Las Piedrecitas, tenemos una rampa elevada que va de sur a norte, con giro hacia la izquierda para incorporarse a la pista Juan Pablo II”, añadió.

“En la parte baja tenemos una rotonda que permitirá las otras circulaciones”, resaltó.

Dijo que el carril elevado de sur a norte y con giro a la izquierda, ese punto constituye prácticamente el 60% del tráfico de esa intersección y permitirá que el tráfico principal fluya más rápido.

Los que vienen de norte a sur son los que van elevados y giran a la izquierda, incorporándose a la Juan Pablo II, de manera permanente habrá tener carriles dedicados en este sentido, explicó.

A inicios de año se inaugura Siete Sur

“Hemos concluido la parte que menos se nota, como explicaba antes, y tenemos un 60% de avance. Estimamos concluir este proyecto cerrando el año, abriendo el 2019, apostamos a que la primera semana del 2019 vamos a estar inaugurando el Siete Sur”, expresó.

“O sea que estamos hablando que en los próximos dos meses vas a terminar estas dos obras. Las Piedrecitas, ya en cuatro semanas y media vamos a estarla inaugurando y en unas ocho semanas el Siete Sur”, dijo.

Señaló que alguna gente ha preguntado por qué ha tardado esta obra. “Bueno, Las Piedrecitas va a terminar con casi dos años de construcción, 23 meses de ejecución y en el caso del Siete Sur un año de ejecución”, respondió.

Indicó que estas comenzaron a planificarse mucho tiempo antes que la Pista Juan Pablo II, en el 2014, 2015. “Una vez que venimos avanzando en la Pista Juan Pablo II, se da la oportunidad de unificar criterios de diseño con la Pista Juan Pablo II”, para unificar los proyectos.

“Un proyecto que hemos presentado en el 2016 a la Banca internacional para lograr el financiamiento de los mismos, estos dos proyectos se están desarrollando con recursos nacionales, de la Alcaldía de Managua, y la Juan Pablo II va a ser financiada con recursos del BCIE y del Banco Europeo de Inversión”, informó.

“Una vez que tenemos esa enorme oportunidad preferimos invertir un poco más de seis meses de tiempo en homologar los diseños, a fin de que estas dos obras que habían sido diseñadas y gestadas dos años antes, tuvieran los diseños con lo que sería la Pista Juan Pablo II. Realmente es el arranque de la Pista Juan Pablo II”, continuó detallando.

“Queríamos diseños coherentes en sus alcances, coherentes en su diseño arquitectónico, y finalmente lo logramos. Si bien es cierto se invirtieron un poco más de seis meses en homologar estos criterios, nos permiten tener un proyecto lo suficientemente robusto que va a descongestionar el tráfico de la ciudad de Managua”, destacó.

“Ya podés ver, estos proyectos son como la antesala de lo que será la Pista Juan Pablo II, que va desde el Siete Sur hasta los semáforos de La Robelo, donde fue La Robelo, un poco más de 10 kilómetros de longitud que es el corazón vial de la ciudad de Managua. Te parte la ciudad de Managua y la conecta de este a oeste, interceptando la mayor cantidad de cauces de la ciudad que se mueve de norte a sur, es un corredor vial pero también un corredor de la vida para los managuas, muy importante, de su actividad comercial, de su actividad social”, prosiguió.

Dijo que esto requirió de un esfuerzo muy especial que involucró a los mejores ingenieros, especialistas para poder impulsar la construcción de nuevas estructuras, las que esperamos empezar a construir en el año 2019.

Diseño toma en cuenta gran circulación

“El diseño toma en cuenta el incremento del volumen de tráfico. Las Piedrecitas tenía un volumen de tráfico, más o menos 42 mil vehículos al día y el Siete Sur, 52 mil vehículos al día”, detalló.

“Tomando en cuenta que tenía demoras de 5 minutos a una hora, mucha gente trataba de no pasar por ahí por las demoras, una vez que se soluciona eso se da un incremento rápido de vehículos”, dijo.

Estiman que el incremento será de un 25 a un 30%.

Modelo de diálogo y consenso facilitará indemnizaciones

Estiman en unos 65 mil a 70 mil circularán en el Siete Sur y unos 60 mil vehículos en Las Piedrecitas, una vez concluidos los pasos a desnivel. Hay intersecciones donde habrá una circulación arriba de los 100 mil vehículos.

El Secretario General de la Alcaldía de Managua resaltó que el modelo de diálogo y consenso permitirá facilitar las negociaciones para las indemnizaciones, con los pobladores, y que se llegará a un arreglo que beneficiará a todos.

Las obras en los barrios

“Nosotros hemos estado manteniendo entre 300 y 400 proyectos por año. Esto tiene impacto focalizado, donde desarrollás la obra tiene un gran impacto, hemos priorizado, en lo que significa vialidad, las rutas de transporte urbano colectivo”, dijo Moreno al referirse a las obras de la comuna en los barrios.

“Cuando llegamos a la ciudad de Managua, tenías en ese momento, casi el 70% de las rutas de transporte urbano colectivo, estaban sobre adoquín o asfalto, en malas condiciones una buena parte”, añadió.

“Hoy tenemos el 99% de las rutas de la longitud de rutas donde se mueven rutas del transporte colectivo, ya moviéndose sobre concreto o asfalto. Hemos logrado ampliar conexiones viales”, afirmó.

“Priorizando calles cauces, son la prioridad, porque son los lugares que más se erosionan, el volumen de agua muy grande erosiona los suelos y eso provoca que la circulación sea imposible y afectaciones a la gente”, refirió Moreno.

Mil cuadras por año

Dijo que se han construido más o menos mil cuadras por año y que se ha tenido un pico hasta de mil 500 cuadras.

“A lo largo de estos años ya llevamos más de 10 mil cuadras nuevas o reconstruidas en la ciudad de Managua”, precisó.

Un camino por recorrer

“Hay un camino por recorrer. Tenemos un poco más de mil kilómetros de calles en tierra, unas 12 a 13 mil cuadras, en unos casos con material selecto, requieren inversión. Todos los años estamos incorporando entre 70 a mil 500 cuadras nuevas”, expresó.