En la sala seis de los tribunales de Managua, continúa el juicio en contra de Cristian Josué Mendoza, alias Viper, Alejandro Aráuz Cáceres, alias TT y Emmanuel Antonio Dávila, alias R7.

Este proceso lleva tres sesiones, en las cuales el Ministerio Público está haciendo el descargo de las pruebas periciales e investigativas que demuestran la supuesta complicidad de los acusados.

Durante la segunda sesión, el fiscal Jorge Luis Ruby presentó una ampliación de prueba en contra de los acusados y se señaló al director del IEEPP, Félix Maradiaga, de ser líder de esta agrupación delincuencial vinculada al narcotráfico internacional.

Esta mañana han rendido testifical los peritos del Instituto de Criminalística Forense de la Policía Nacional, que han expuesto los diferentes informes relacionados a la investigación.

Cristian Josué Mendoza, alias Viper y sus dos socios, son acusados del asesinato del joven Keller Steven Pérez, cuyo cuerpo fue encontrado en la conocida Cuesta El Plomo, a finales de mayo.

Durante el juicio se han conocido detalles espeluznantes de las barbaridades que hicieron los grupos delincuenciales dentro del recinto universitario UPOLI, lugar que ocuparon para robar, planificar quemas de buses, y torturar a agentes policiales y militantes sandinistas.

Maradiaga ha sido señalado de liderar estos grupos delincuenciales para crear inestabilidad en el país con el propósito de derrocar al gobierno legítimo del FSLN.

Más información en breve.