La Embajada de Perú en Nicaragua, celebró este domingo un espectacular y alegre festival gastronómico que convocó a cientos de familias en la Plaza de Colores del turístico Puerto Salvador Allende, en Managua.

La comunidad peruana radicada en Nicaragua, se lució presentando platillos típicos de su país, tales como los famosos ceviches, el cerdo a la caja china, juane de gallina, alfajores y mazamorra morada.

También se presentaron bebidas tradicionales como la chicha morada, el popular pisco y la sangría, las cuales fueron degustadas por las familias nicaragüenses.

El Embajador del Perú en Nicaragua, Alfredo Castro, valoró que la amistad que tienen ambas naciones es histórica.

Nicaragua y el Perú tienen una amistad sin sombras de más de 150 años; y este festival es una forma de acercarnos más, de fusionar y compartir nuestra música, nuestra cultura, nuestra gastronomía”, refirió.

Destacó la amistad imperecedera que existe entre la comunidad peruana residente, con los nicaragüenses, a quienes les unen muchas similitudes, pero sobre todo un enorme corazón.

La comunidad peruana residente en Nicaragua es pequeña, pero con muchas ganas de trabajar. Le agradecemos a este pueblo que nos ha acogido tan bien en su lindo país”, manifestó el diplomático.

El festival gastronómico, también estuvo acompañado de una colorida revista cultural, la cual contó con la presencia de personalidades del ámbito político, religioso y artístico.