La Vicepresidenta de la República, Compañera Rosario Murillo, destacó que las cifras sobre mortalidad materna en el país representan un impacto y una mejoría sustantiva en la vida de las familias nicaragüenses.

"En mortalidad materna en el 2006 fallecieron 93 mujeres por cada 100 mil niños, y en el 2011 fueron 59; en el 2016, que es el año pasado, 38 mujeres por cada 100 mil niños. O sea que de 93 por 100 mil, hemos bajado la mortalidad materna a 38 por cada 100 mil", detalló.

"Por supuesto que no nos alegra que estemos todavía sufriendo la pérdida de 38 hermanas que mueren cuando dan a luz. Vamos a trabajar más. Pero entre 93 que teníamos falleciendo por cada 100 mil en el 2006, ahora son 38. Hemos mejorado, seguiremos trabajando", aseguró.

"Vamos a estar dando cada día uno de estos datos para que vayamos nosotros mismos confirmando cómo hemos venido cambiando Nicaragua, entre todos, con todos, desde la Paz que es la fundación básica de esta sociedad, lo que nos permite avanzar", valoró Rosario.