Representantes de entidades bancarias y asesores legales de la Superintendencia de Bancos, sostuvieron este martes una reunión con la Comisión de Producción, Economía y Presupuesto de la Asamblea Nacional (A.N.), en la que se analizó las ventajas y el impacto que tendría una reforma a la Ley sobre el Contrato de Fideicomiso (Ley 741).

El Vicepresidente de la Comisión Económica de la A.N., diputado José Figueroa, explicó que esta reforma, busca facilitar el crédito de la banca comercial, sobre todo en el sector productivo y la construcción de la vivienda social, claves para la economía y desarrollo del país.

En este sentido, detalló que la reforma a esta ley, busca crear una nueva figura denominada “Fideicomiso de Garantía”.

Estos fideicomisos de garantía, son básicamente titulaciones de propiedades, un bien o conjunto de bienes, que la persona dispone al banco, para acceder a un crédito determinado.

El diputado Figueroa, explicó que en caso que la persona o entidad no honre oportunamente su deuda, el banco podrá proceder contra este Fideicomiso de Garantía, convocando a sus clientes a una liquidación o venta del bien o propiedad, para recuperar el capital prestado.

“Una vez que el banco honra la deuda del capital prestado, el diferencial le queda al deudor; tal como lo fue establecido en el Código Civil”, aseguró Figueroa.

El Director Legal de la Superintendencia de Bancos, Uriel Cerna, manifestó que tanto esta institución como todas las entidades bancarias, están de acuerdo con esta reforma, que incluye la constitución del Fideicomiso de Garantía.

“Básicamente esta reforma va a permitir la expansión crediticia porque se le está dando seguridad a las operaciones de confianza”, sostuvo.

Manifestó que la reforma a la Ley de Fideicomiso, va en beneficio tanto del sistema financiero, como del mismo usuario.

Cerna explicó que, una persona que quiera adquirir un crédito, al constituir un Fideicomiso en Garantía, mantendrá una relación prolongada con la entidad bancaria, para futuras operaciones.

La reforma a esta ley, permitirá que las personas que acceden a un determinado crédito, no tenga que estar haciendo contratos tras contratos con las entidades bancarias, puesto que ya tendrá constituido su Fideicomiso de Garantía a largo plazo.