Este fin de semana de tres días no estaba para quedarse en casa y eso se demuestra fácilmente con el lleno total que vivió el centro recreativo Xilonem, un lugar que se ha convertido en el sitio perfecto para quienes buscan refrescarse sin salir de la capital.

Ubicado solamente a unos 15 minutos del casco urbano de Managua, en Xilonem puede zambullirse en sus piscinas, pero también ser parte de las diversas dinámicas que todos los fines de semana organiza el Instituto Nicaragüense de Turismo.

Quienes llegaron este domingo disfrutaron de música en vivo, de competencias de natación y de divertidas dinámicas, en la que se involucraron niños, adolescentes, adultos y hasta los abuelos.

La entrada es prácticamente simbólica: 10 córdobas por niño y 20 por adulto. Por alimentos no hay qué preocuparse, pues vendedores por cuenta propia ofrecen variedad de platillos, refrescos, pero si desea llevar sus propios alimentos y cocinarlos en el lugar.

Xilonem abre sus puertas desde las 9:00 de la mañana y cierra a las 5:00 de la tarde, tiempo suficiente para que todos disfruten con total tranquilidad. Hay muchos árboles que dan protección y oxigeno, y algo muy importante, no se permite el consumo de bebidas alcohólicas.

Manuel Obando considera que Xilonem es un gran centro recreativo para que las familias compartan en armonía, por tal razón le agradece al gobierno por brindar la oportunidad a las familias de contar con estos espacios que no tienen nada que envidiar a un centro privado.

Andamos toda la familia, mis hijos, mi madre, mi esposa, es un lugar sano, no hay vicios, no se vende licor y lo principal es pasarla en familia, sin correr ningún riesgo”, comentó Obando.

Eddy Martínez, gerente de Xilonem, invitó a las familias a visitar este lugar este primero de mayo, para celebrar el Día de los Trabajadores.

Estamos celebrando el Festival en Amor a Nicaragua para celebrar el Día de los Trabajadores. Tenemos como alternativa que vengan a recrearse sanamente en este lugar construido por nuestro gobierno, que se preocupa por construir espacios de recreación a las familias”, señaló Martínez.

El lugar es protegido por la Policía Nacional, que garantiza que las familias disfruten su estadía en Xilonem, el oasis perfecto para refrescarse los días de descanso.