Los Monster Truck fueron los principales protagonistas de una noche en la que los motores rugieron a su máxima capacidad en el espectáculo extremo, que se celebró en su último día, contiguo al Edificio Pellas en Managua.

Las camionetas gigantes con motores poderosos y llantas excesivamente grandes, fueron las protagonistas de este evento que por segunda ocasión se realiza en Nicaragua, una muestra que las más de 3 mil personas que presenciaron el espectáculo se fueron complacidas de las destrezas de los intrépidos pilotos.

Si bien los Monster Truck fueron los principales protagonistas, hubo competencia simbólica de cuadriciclos que por cinco, participaron en más de 8 vueltas, motivando el aplauso de los asistentes.

La noche concluyó con el motocross al estilo libre, en la que tres motociclistas profesionales brindaron muchas piruetas, acrobacias y destrezas, lo que refleja que este tipo de deportes no es ajeno al gusto de los nicaragüenses.

“Es la segunda vez que Monster Truck viene a Nicaragua, la calidad del público es grandiosa y la respuesta ha sido fantástica, el público ama Monster Truck, esperamos que en otras ocasiones mucha más gente nos pueda ver”, dijo Fred Owen, director de Relaciones Públicas de este espectáculo motorizado.

Guillermo Caldera presenció el espectáculo, asegurando que se vive mucha adrenalina con las vueltas que brinda cada Monster Truck, un show que califico de entretenido y divertido.

“Esperamos ver la emoción de los camiones, que salten sobre los carros que están en la pista, es algo muy bueno que vengan estos espectáculos a Managua”, dijo Caldera.

“Estos eventos diez años atrás no habían, pero ahora los tenemos y eso significa que las cosas en Nicaragua están cambiando, estamos disfrutando con los amigos, con la familia que es lo más importante”, afirmó José Romero, ciudadano guatemalteco.