El propio día de su celebración es el 30 de septiembre, pero el pueblo católico y creyente de Masaya aprovecha los meses de octubre y noviembre para dar continuidad a sus fiestas en honor a su patrono, desarrollando una serie de actividades entre las cuales destacan los tradicionales bailes folklóricos que más de 80 agrupaciones dedican al Doctor de los Pobres cada domingo de octubre y noviembre.

Este domingo 30 de octubre no fue la excepción y agrupaciones folklóricas integradas por niños, adolescentes, jóvenes y adultos presentaron su repertorio de baile para honrar a su patrono y agradecer por los milagros recibidos.

“Desde muy pequeña, cada año vengo participando en esta celebración dedicándole un baile a San Jerónimo para que nos cure y nos proteja”, dijo Reina Galindo Lagos.

Reina López aseguró que como pueblo devoto de San Jerónimo es un verdadero honor poder acudir los domingos de octubre y noviembre para dedicarle una o dos piezas de baile a su patrono como una muestra de agradecimiento por las bendiciones a la familia, pero sobre todo para mantener la tradición que ha caracterizado al pueblo de Masaya.

“Como masayas debemos proyectar más nuestras tradiciones, nuestro folklore, nuestros bailes. Yo participo desde los cuatro años bailándole a San Jerónimo y me gusta porque así rescatamos las tradiciones de nuestro pueblo”, indicó Elizabeth González.

Estos bailes son una tradición de los y las Masaya de muchas décadas que, desde el primer domingo de octubre, después de la octava de San Jerónimo, se disponen a dedican bailes a San Jerónimo siempre en el marco de sus fiestas patronales hasta el último domingo de noviembre y el primer domingo de diciembre que se realiza el festival de danza folklórica en Masaya.