El Banco Central de Nicaragua (BCN) publicó una nota sobre las Perspectivas Macroeconómicas 2024 en donde indica que la economía nicaragúense sigue en una senda de crecimiento sostenido, con la mayoría de las actividades expandiéndose. Asimismo, el mercado laboral continúa estable, la inflación nacional muestra una desaceleración gradual inducida en parte por la reducción de las presiones externas, continua el dinamismo de la intermediación financiera, el Gobierno genera espacios fiscales y el sector externo presenta una coyuntura favorable para la continuidad de los flujos de recursos.

En el entorno internacional, siguen presentes los riesgos generados por los conflictos gyeopolíticos y las condiciones financieras internacionales estrictas en un contexto de persistencia inflacionaria global. A pesar de dichos riesgos, la economía nicaragüense se ha consolidado en una trayectoria estable de crecimiento y presenta fortalezas que se derivan de un marco de políticas macroeconómicas adecuadas, lo cual le permite estar mejor preparada para enfrentar choques adversos.

Así, dado los resultados positivos a marzo, se preserva un escenario macroeconómico favorable para 2024. Por consiguiente, en esta nota sobre Perspectivas Macroeconómicas 2024, el BCN mantiene el rango de crecimiento esperado del PIB del año 2024 en 3.5 - 4.5 por ciento (igual que en la proyección de enero), y se prevé estabilidad en el mercado laboral, con una tasa de desempleo promedio de entre 3.0 - 3.5 por ciento.

En cuanto a la evolución de la inflación doméstica, se espera que el descenso gradual de los precios internacionales continúe traspasándose a los precios nacionales, por tanto, el BCN establece un rango de proyección de la inflación de 3.5 — 4.5 por ciento para 2024. En esta proyección se toma en cuenta también el marco de políticas monetaria y fiscal adecuado, en particular, el apoyo de la política de subsidio del Gobierno y la política cambiaria con el establecimiento de la tasa de deslizamiento cambiario de cero por ciento para 2024.

Managua, 12 de abril de 2024