La Compañera Vicepresidenta Rosario Murillo, instó este miércoles a los nicaragüenses a continuar avanzando hacia la Independencia Definitiva del país, para alcanzar las victorias que merecen las familias y todos los nicaragüenses.
 
Los llamó a continuar “empeñados en alcanzar día a día, los tiempos, los éxitos, las victorias que merece la familia nicaragüense, que merecemos todos, en esta Patria que también es de Todos”.

 
Patria, Patria, de todas las familias nicaragüenses. Aquí vive Dios, en nuestras casas, en nuestros corazones, aquí alabamos y gloriamos a Dios Nuestro Señor, que nos fortalece todos los días con esperanza, con amor y con energías, para continuar librando las batallas soberanas”, recalcó.
 
Instó a “avanzando hacia nuestra Segunda Independencia, en victorias del trabajo, del bienestar, de la dignidad, de la dignidad de todos. Soberanía en mi tierra, eso es lo que queremos porque es lo que merecemos, respeto, soberanía que se escribe con letras grandes y se ha escrito a lo largo de nuestra historia, no con tinta, sino con sangre de tantos nicaragüenses que ofrendaron sus vidas, para que vivamos como  hoy vivimos, en tranquilidad, seguridad, trabajo y paz”.

 
“Adelante entonces, compañeros, compañeras, aquí estamos, aquí estamos, nuestra bandera en alto, ondeando en los puntos más elevaos de nuestra Nicaragua, como representación, como símbolo de nuestra Soberanía Nacional y de nuestro avance hacia la Independencia Definitiva”, reiteró.
 
“Aquí estamos, así vamos, con la fe en Dios de que todo es posible con el poder del Amor y con odio nunca más, Nicaragua vive en Justicia, paz, en justicia, soberanía y paz”, enfatizó.
 
Dijo que así “es como vamos adelante, honor y gloria al pueblo nicaragüense que hoy celebra 200 años desde aquella primera Independencia y que camina porque caminos todos juntos, todos juntos, porque vamos adelante todos juntos con cariño, con esperanza, con amor, porque somos un pueblo que vence, porque somos el pueblo de Dios, que alcanza y puede alcanzar desde la fe, nuestra Gran Fortaleza, todas las victorias”.
 
Estamos entonces para vernos más tarde con el corazón lleno de colores y amores, y vigores patrios, Adelante compañeros es Nuestro El Porvenir”, señaló al Acto que esta tarde presidirá el Comandante Daniel Ortega en la Plaza de la Revolución.


Al respecto expresó que esta tarde estaremos comunicándonos, “Dios Mediante la lluvia nos de un respiro para realizar el Acto de Conmemoración Bicentena4ia desde la Plaza de la Revolución, vamos a estar también rindiendo homenaje a los Héroes de la Patria Bendita y Libre”.
 
Señaló que luego se realizará el Acto y el Mensaje  de nuestro Comandante Daniel, “desde esa histórica Plaza, donde el 19 de Julio de 1979, caminamos, entramos en rutas de Independencia definitiva, iniciando  una etapa histórica, que los enemigos de siempre, los adversarios de siempre, la codicia imperial, el afán de dominio imperial, sabotearon, generando tanto dolor entre las familias nicaragüenses”.
 
Pero hemos ido adelante y hemos sabido ir adelante con fe, que es nuestra fuerza, que es nuestra fortaleza. Fe, amor en grande y esperanza. Y estamos llenos de luz, iluminados desde ese sol que no declina y que alumbra ya todas las nuevas victorias, de la concordia, de las familias, del trabajo, de la estabilidad, la seguridad y el bien común”, añadió.
 
Dijo que celebramos una Patria Bicentenaria a 200 años de la Primera Independencia. “200 años de la Primera Independencia y caminando en el nombre poderoso de Jesús, paso a paso y con mucha fe, la fe que es nuestra fortaleza, con gran amor, el amor que es la expresión magnífica de Dios aquí en la tierra, hacia nuestra definitiva Independencia”, reiteró.
 
Porque somos una patria bendita, libre, digna, soberana y cada vez más consciente de la Independencia que vivimos en el sentido de cuidar y resguardar nuestros patrimonios heroicos.  Somos un pueblo de luchas, somos un pueblo en primer lugar pueblo de Dios y también en primer lugar porque Dios es eso, la energía victoriosa que llena nuestros corazones, somos un pueblo que avanza en familia, valores de familia, en comunidad, en trabajo, paz, seguridad, estabilidad, hacia ese porvenir brillante que también es el plan de Dios para Nicaragua”, señaló.
 
Nicaragua Bicentenaria, Centroamérica Bicentenaria, hemos compartido mensaje de saludos con los presidentes de la Región, aquí estamos todos Unidos y aquí estamos  todos batallando también, tiempos complicados, difíciles, con esta pandemia que azota al mundo entero, que se ensaña en los pueblos empobrecidos”, dijo
 
Además, “porque el egoísmo prevalece desde ese llamado primer mundo,  donde no se entiende, falta de inteligencia, de insensibilidad, que es juntos como comunidad humana, cooperando solidariamente, incondicionalmente, unos y otros, que vamos saliendo, que saldremos delante de este azote que a lo mejor como ha dicho tantas veces nuestro Comandante y yo lo creo, comparto, que a lo mejor es un mensaje de Dios Nuestro Señor que nos dice: Debe cambiar la comunidad humana. Debe cambiar el mundo, debe ser un mundo mejor, más allá del egoísmo, de la prepotencia, de la arrogancia, más allá de las oscuridades que hemos conocido”.
 
Eras oscuras hemos conocido impuestas por las potencias, por el colonialismo, el imperialismo, apetitos codiciosos y el afán inhumano, porque no es humano, de dominio de nuestros pueblos, destacó.
 
Pero bueno, Dios nos habla a través de todos estos eventos que vivimos y nos dice y nos afirma: El Capitalismo Salvaje es un pecado, la falta de solidaridad y de cooperación amorosa, incondicional, y generosa, cooperación solidaria. La carencia de ese sentido es un pecado también”, comentó.
 
Pero nosotros pueblos benditos, pueblos libres, pueblos que fortalecemos todos los días desde la fe nuestro espíritu, nosotros sabemos que debemos ir adelante, Y que Dios no solo bendice y guía nuestros caminos, sino que es la mano suya la que procura, caminos y destino, de la paz y el bien, para las familias en todo el mundo, familias trabajadoras, laboriosas, ingeniosas, inteligentes, dignas en todo el mundo y en nuestra Nicaragua, donde nos conocemos todos en particular”, añadió.
 
Bendecidos, prosperados y en victorias, y en la mano de Dios vamos adelante, concluyó.