La obra "La Bohéme" con la que debutó también la segunda temporada lírica 2021 de Incanto, se robó los aplausos del público la noche de éste sábado en el Teatro Nacional Rubén Darío.

El tenor Laureano Ortega, director de la fundación encargada de la puesta en escena, antes de pisar los tablones aseguró que la obra gozó de un elenco compuesto por destacados alumnos y solistas que ya son profesionales de carrera, pero que también fueron formados en el seno de esta casa de arte.

“Tenemos el acompañamiento de la Camerata Bach, músicos invitados y un equipo de producción como lo hemos dicho de más de 150 personas que estamos aquí conjuntamente colaborando para llevar a cabo estos espectáculos”, resaltó.

El tenor destacó la participación del coro de niños que ya ha sido parte de distintas obras y que vienen tomando lecciones para que puedan desarrollar la voz con mucho cuidado y además, clases de actuación para perfeccionar su movimiento escénico.

Laureana Andrea Ortega Santamaría, parte de este coro, aseguró que es una vivencia emocionante “Y me preparé para hacer esto poniendo atención a lo que tenía que cantar para saber y también poner atención a los ensayos para saberme la ópera y saber en qué momento va a ser la escena y me gusta la ópera y me gustaría algún día hacer un personaje principal”, manifestó.

Otra de ellas, Sofía Valentina Delgado Vanegas, dijo estar alegre de estar rodeadas de sus mejores amigos y ser parte de la obra. “Y mi personaje es estar cantando con todos los niños, estoy muy emocionada por salir por la ópera”, dijo.

Para los artistas se trata de una experiencia enriquecedora, que los hace crecer personalmente y que les permite mostrar al público nicaragüense el trabajo preparado durante meses.

Mauricio Delgado, personaje principal de la obra, asegura que se trata de un sueño hecho realidad. “Y ese es el espacio que da la fundación Incanto de prepararnos, todo gratis y siempre fijándose en el talento nicaragüense que es lo más importante y pues feliz y contento, es una de mis óperas favoritas y han sido meses den ensayos, de esfuerzos, de frustraciones y alegrías pero contentos de estar aquí por la oportunidad que se nos brinda, tanto la fundación Incanto como el Gobierno que promueve siempre el arte entre los jóvenes nicaragüenses y las promesas nicaragüenses sobre éste arte nuevo que se está haciendo una cultura ya en Nicaragua”, afirmó.

La obra de arte es patrimonio cultural de la humanidad y se presenta en los mejores teatros del mundo.

 

OPERA

 

OPERA

 

OPERA

 

OPERA

 

OPERA

 

OPERA

 

OPERA

 

OPERA

 

OPERA