Unos 120 trabajadores de la salud, especialistas en ginecobstetricia, pediatría y medicina interna compartieron información alrededor de la salud materno infantil durante el desarrollo del primer congreso de perinatología llevado a cabo en Nicaragua.

Nosotros hemos venido desarrollando capacidades a nivel institucional. Hay un grupo de perinatólogos que están terminando su formación y darán a dar cobertura de atención a los Silais, de modo, que esto va a fortalecer la respuesta atención a la mujer embarazada, asegurar que su bebé nazca sin dificultad y que prolongue la vida”, explicó el viceministro de salud, Enrique Beteta.

“En estos días hemos estado realizando cirugías materno fetales corrigiendo anomalías congénitas y es parte del desarrollo de la medicina en el país”, añadió.

En relación con las transformaciones que ha tenido el sistema de salud para lograr reducir la mortalidad, Beteta dijo que: “En el 2007 tuvimos 115 mujeres fallecidas y en el 2019 reportamos 41 mujeres fallecidas. Es un trabajo constante de enfermeras y médicos para poder salvar vidas. Estamos trabajando para ir reduciendo el número de mujeres que puedan complicarse y llegar a la parte fatal de la muerte”.

La pediatra Ixchel Rojas, del hospital San Juan de Dios, Estelí, mencionó que “el Ministerio de Salud tiene varios programas enfocados en nefrología y pediatría. Al tener más conocimientos podemos influir en el niño y posterior en la salud del adulto”.

El primer congreso es un logro porque a partir de este programa vamos a poder incidir en la salud del paciente”, concluyó.