La compañera Rosario Murillo, vicepresidenta de Nicaragua, recordó este jueves 28 de mayo cómo hace 41 años, el comandante Edén Pastora estaba al frente de lo que en ese momento se llamó la Ofensiva de El Naranjo del Frente Sur Benjamín Zeledón.

Anoche estábamos leyendo nuestra historia. ¡Cuánto heroísmo! ¡Cuánta lucha! ¿Cuánto afán de vencer! ¿Para qué queríamos vencer? Para derrocar la tiranía y para establecer la justicia social que es lo que hemos venido tratando de hacer con corazón bueno en nuestra Nicaragua.

Nuestro saludo a todos los compañeros y compañeras del Frente Sur, al comandante Edén, en estos días de memoria victoriosa, días de recordación”, subrayó la compañera Rosario Murillo.

.

Ofrendaron su vida por Nicaragua

La compañera vicepresidenta destacó que celebramos la vida también de Rolando Antonio León Sáenz que dio su vida por Nicaragua en San José de Los Remates, Boaco en 1980.

En 1979 Sidar Macario Santana, barrio Germán Pomares en Managua. Luego Juan Esteban Jáenz Serrano, Pánfilo López, Rodolfo Hernández y Luis Medina caídos en las minas. “No cayeron, florecen, cada día florecen en estos caminos que son de luchas, que son de complejidades y que hacemos con fe en Dios de victorias del bien, de victorias de la paz”, comentó la compañera vicepresidenta.

Abracémonos todos en una oración incesante

Añadió la compañera Rosario que son días duros estos, en estos días que celebramos también a nuestras mamás, “abrazo fuerte, abracémonos todas las madres, los hijos, las hijas, nietas, nietos, abuelitas, madres que somos abuelas, abracémonos todos en una oración incesante, clamor a Dios para que de estas circunstancias difíciles que vivimos, resultemos fortalecidos”.

Cuánto dolor hay cuando se pierden seres queridos, claro que hay dolor, pero lo que convive también en nuestros corazones es la esperanza de ir adelante y la esperanza de vivir con dignidad y defender con dignidad lo que somos, lo que tenemos y lo que queremos ser en el nombre poderoso de Jesús”, subrayó.