El Ministerio de Salud (Minsa) continúa garantizando el bienestar de las familias nicaragüenses a través de las acciones de prevención de las enfermedades, a las cuales se les suma la participación de las familias, quienes se han dispuesto a acatar las recomendaciones de los especialistas de la salud.

En el barrio Hilario Sánchez, se atendieron 1 mil 300 viviendas, en las que se llevó a cabo el proceso de fumigación y se compartió un mensaje de prevención con los habitantes, a fin de evitar las enfermedades transmisibles, así como las ocasionadas por los vectores.

Instamos a las familias a mantener la higiene en las casas y de manera personal, es importante lavar las manos, limpiar los patios, de tal manera que nuestras familias estén sanas, recordemos que es vital cuidar la salud de nuestros abuelitos y niños, además la limpieza en los hogares determina nuestra condición de salud”, dijo el doctor Luis Ruiz, epidemiólogo del centro de salud Francisco Buitrago.

Pablo Rugama, expresó que la fumigación e higiene son importantes y más en estos momentos en los que el mundo enfrenta una pandemia a causa del coronavirus.

Tenemos que promover el autocuido, dejar que el Minsa haga su trabajo de prevención y siempre estar alertas porque las enfermedades se proliferan por falta de apoyo del mismo pueblo, tenemos que acatar lo que se nos recomienda, lavarnos las manos, limpiar las casas, tomar nuestros medicamentos en el caso de los diabéticos y ser responsables”, subrayó.