La compañera Rosario Murillo, vicepresidenta de la república, expresó en el acto de entrega de cartas credenciales de embajadores concurrentes la alegría de ver manifestada la unidad con tantos pueblos “y sentir la unidad del alma de los pueblos que quieren paz, el alma de los pueblos que quieren vivir con dignidad y prosperar, trabajar y prosperar”.

Asimismo destacó que “la lucha de los pueblos será victoriosa, una lucha por la paz que es la que permite alcanzar estabilidad, seguridad y prosperidad que los pueblos merecemos”.

“Como todos los días, damos gracias a Dios por las bendiciones y sobre todo porque sentimos la amistad, la solidaridad y fraternidad entre los pueblos que estamos cada día afianzando vínculos de fraternidad, vínculos de cooperación y, sobre todo, vínculos que se fortalecen en la lucha por la paz", subrayó.