Diferentes movimientos ambientalistas de Nicaragua se sumaron la mañana de este 31 de mayo a celebrar el Día Internacional sin Tabaco, destacando los importantes avances regulatorios que se han desarrollado en el país desde las políticas públicas y jurídicas.

Joseling Manzanares, del Movimiento Jóvenes Ambientalista, expresó que este día serán cientos de jóvenes de Nicaragua los que estarán reafirmando el deseo de un ambiente libre de tabaco.

“Hoy vamos a desarrollar distintas campañas, sobre todo a solicitarle al Gobierno de Nicaragua que siga con el apoyo político para apoyar con mucha más fuerza la Ley para el Control del Tabaco. El trabajo de incidencia se va a estar desarrollando con los ecoclubes y a través de distintas campañas publicitarias en los medios de comunicación”, señaló.

Manzanares indicó que de toda la población de Nicaragua, al menos un 30% es consumidora activa de tabaco, lo cual quieren ir reduciendo gradualmente impulsando la declaratoria de lugares libres de esta ‘enfermedad de salud pública’.

El ingeniero Miguel Ángel Balladares, Representante de la Organización Panamericana de la Salud (OPS) en Nicaragua, detalló que actualmente se estima que cada año mueren unos 5 millones de personas que tienen relación directa con el consumo de tabaco, convirtiéndose en un flagelo a nivel global.

“Desafortunadamente las empresas que venden tabaco tienen como mercado principal a los jóvenes, y el tabaco está asociado a una gran cantidad de enfermedades, como aquellas que tienen que ver con cánceres de garganta, cáncer del aparato respiratorio, cáncer de la boca; y también se tienen problemas con el aparato circulatorio, ataques cardíacos y derrames cerebrales”, alarmó.

El representante de la OPS advirtió que, de continuar creciendo el mercado y consumo de tabaco, para el 2030 unos 10 millones de personas podrán estar muriendo anualmente, cifra mayor a quienes mueren en guerras o el VIH.

Rafael Estrada, de la plataforma ‘Feria Nacional de la Tierra’, destacó los grandes logros jurídicos que se han obtenido en Nicaragua, mismos que han sido promovidos por el Gobierno de Unidad y Reconciliación Nacional.

“Para nosotros el hecho que Nicaragua cuente con un marco legal para el control del tabaco es todo un logro, es un éxito, porque sabemos que a nivel mundial la industria del tabaco tiene una gran fuerza y un potencial económico”, expresó.

Estrada indicó que el comité organizativo de la Feria Nacional de la Tierra seguirá promocionando la declaratoria de más lugares libres de tabaco y apoyará a otros movimientos ambientalistas nacionales para la regulación de este nocivo producto.