Una gran cantidad de ventas de muñecos conocidos como “Los viejos” que acostumbra la población a quemarlos antes de las 12 de la noche del 31 de diciembre, han comenzado a proliferar en las ventas de pólvora de Managua.

Cuentan los abuelos que quemar un muñeco de esos representa la despedida de todo lo vivido durante el año que termina.

Algunas familias los elaboran en sus propias viviendas, pero otros ahora los adquieren en los puestos de pólvora que están ubicado en diversos puntos de Managua.

viejo2

Los puestos de pólvora ofertan a los muñecos entre 500 a 600 córdobas, pero si el cliente lo quiere con pólvora en su interior el precio se dispara arriba de los mil córdobas.

Cuando el cliente lo quiere con pólvora los vendedores le practican una especie de cirugía para introducirles, bombas, carga cerrada e inclusos arbolitos (juegos pirotécnicos) lo que produce una visión más emocionante por la noche.

Una de esas vendedoras de “viejos” es doña Vilma Rosa Alvarado Reyes, quien tiene su puesto de pólvora del portón de entrada y salida del mercado de Mayoreo, 25 varas hacia abajo a mano derecha.

viejo2

Dijo que ella los da a elaborar porque hay una tradición de algunas familias que acostumbran a quemarlos pocos minutos antes de las 12 de la noche del 31 de diciembre.

La comerciante tiene los muñecos (al tamaño promedio de una persona) a 500 córdobas y si el cliente lo quiere con pólvora “nosotros se la echamos y le cuesta mil córdobas”, dijo.

Otros productos

Doña Vilma Rosa madre de un caído en la masacre de Las Mulas (César Balladares Alvarado uno de los 23 jóvenes masacrados por la contrarrevolución) también está ofertando juegos pirotécnicos de toda clase y a buenos precios.

viejo2

Ella lleva 21 de vender pólvora y recordó que en esa época se quemaban los muñecos, pero ellos mismos lo elaboraban. En la actualidad los muñecos se pueden encontrar en diversos puntos de Managua a precios similares.

Otros comerciantes

José Elías Gámez otro comerciante de pólvora en el sector del mercado de Mayoreo dijo que las ventas se mantienen y van aumentado mientras se acerca del 31 de diciembre.

“Ahorita estamos vendiendo cachiflines, cebollitas, cargas cerradas, candelas romanas, arbolitos, paquetones de triquitracas, esto es lo que se mueve más rápido”, dijo el comerciante.

“El 24 de diciembre vendimos bastante  (juegos pirotécnicos) y esperamos que las ventas de este 31 de diciembre sean superiores a la de Navidad por lo que invitamos a la población a que nos compren los productos”, dijo.

“Estamos ubicados del portón principal del mercado de Mayoreo media cuadra abajo”, dijo el comerciante.