El diputado sandinista Wálmaro Gutiérrez indicó que la medida de sancionar a aquellos sectores que de forma fraudulenta obtienen electricidad, no está dirigida contra las familias empobrecidas que reciben el subsidio por consumir menos de 150 kilovatios, sino a grupos pudientes a los cuales se les ha comprobado que reiteradamente utilizan métodos no lícitos para obtener energía.

De esta manera, el legislador salió al paso de las manipulaciones que ha venido promoviendo pequeños grupos mediáticos, que están en una campaña de desinformación en torno al verdadero espíritu de la reforma a la ley de estabilidad energética, la cual garantiza subsidio a más de 800 familias.

En la propuesta se plantea el beneficio de subsidio por un periodo de dos años, pero se incluye una propuesta que contempla sanciones económicas y prisión para aquella persona que de forma ilícita esté conectada al servicio eléctrico.

Gutiérrez hizo ver que se ha demostrado que las familias que reciben el subsidio energético en los últimos años no tienen necesidad de conectarse ilegalmente, caso contrario con algunos grandes consumidores a los cuales se les ha detectado irregularidades en su conexión.

Recordó que en los últimos años al Gobierno Sandinista junto al pueblo, le ha costado grandes sacrificios lograr una estabilidad y crecimiento de la matriz energética, caso contrario ocurrió con los gobiernos neoliberales que dejaron un sistema en caos.

“Hemos venido cambiando la matriz y creando las condiciones para que haya energía renovable y más barata generada por Nicaragua y para los nicaragüenses”, dijo Gutiérrez.

Agregó que aún tenemos el reto de garantizar una serie de condiciones económicas especiales, para los sectores vulnerables y en ese sentido se dirige el subsidio a los consumidores pobres de menos de 150 kilovatios al mes.

No obstante reconoció que aún existen perdidas en el sistema, las cuales unas se producen por la falta de inversión de las empresas distribuidoras y otras ocasionadas por el robo de energía.

“La mayor incidencia en robos y fraudes, especialmente en el servicio de energía eléctrica se da en medianos y altos consumidores, especialmente y ahí coincido plenamente con el magistrado Rafael Solís, que lo dijo clarito, con el sector comercial y con el sector empresarial de este país, que desgraciadamente (no todos) hay malos empresarios, hay malos comerciantes que desgraciadamente no pagan lo que deben de pagar por la energía que consumen, entonces es ahí donde va dirigida realmente la disposición de aplicar sanciones fuertes para los que roban energía”, explicó Gutiérrez.

Dijo que la propuesta no persigue llenar estadios de gente que roba energía, situación que está siendo manipulada por sectores minoritarios que quieren causar zozobra en el país.

Recordó que también a la empresa distribuidora TSK se le está obligando en un periodo de cinco años invertir unos 75 millones de dólares, de cara a disminuir esas pérdidas que ocurren en el sistema.

“Cuando vos reducís las perdidas técnicas y las no técnicas, eso impacta directamente en la tarifa, de suerte tal que las familias pueden tener unas tarifas más bajas o reducidas”, dijo el legislador sandinista.

José Zepeda de ANDEN, indicó que la propuesta debe analizarse desde la óptica de hacer viable el sistema energético del país, y de darle preferencia a los sectores pobres del país, aquellos que no sobrepasen los 150 kilovatios en consumo.

“Ese subsidio viene aliviar a esas familias pobres. La gente nicaragüense por naturaleza es buena paga, le gusta que las cosas estén ordenadas y que estén bien establecidas, sin embargo hay sectores que tienen capacidad económica y que obviamente evaden la responsabilidad que les corresponde como gran consumidor. Los grandes robadores de energía no son la gente humilde, la gente pobre y (algunos) están conectadas (ilegalmente) porque no ha habido inversión directa de la empresa de garantizar el medidor para que midan su consumo, pero los grandes empresarios, inclusive finqueros evaden esa responsabilidad de pagar la energía que consumen y creo que para esos está dirigida (la medida)”, indicó Zepeda.