La segunda Feria de la Economía Familiar, Comunitaria y de la Vida, realizada en El Crucero, Managua, llevó con precios solidarios a los pobladores de la localidad, frutas, verduras y diversos productos elaborados por las manos de pequeños productores de esa zona.

En la actividad llena de colorido, música y tradiciones, participaron 15 productores del municipio y 30 Mympimes. Pequeños comerciantes aprovecharon además para pasar un rato en familia, disfrutando de la feria en un ambiente completamente festivo y cargado de alegría.

Elena Martínez, una madre de familia que cultiva en un huerto familiar, ofreció aguacates, papayas, guayabas y otras frutas, dijo que las ferias son un gran aporte a la economía en su hogar. “Así venimos a ofrecerle (su producto) al pueblo más barato”, agregó.

Asimismo, José María Moraga que también ofreció diversidad de frutas tropicales como sandía, papaya, bananos y melones, valoró como muy buena la iniciativa de las ferias como incentivo a la economía local. “Hay una gran facilidad para nosotros, para colocar el producto donde lo vamos ya a vender”, dijo.

Del mismo modo los habitantes de la comunidad, acudieron en gran cantidad, aprovechando para adquirir suministros directamente de sus productores.

“Esta feria es favorable para la población, especialmente porque esta población agrícola, totalmente campesina, es una buena oportunidad. Esta es la segunda vez que viene por acá y espero que sigan viniendo para que ayuden para el bolsillo del pobre nicaragüense”, dijo la crucereña Guadalupe Muñoz.

La feria, también fue llevada a cabo en saludo al 118 aniversario del Natalicio del General de Hombres y Mujeres Libres, Augusto C. Sandino. Asimismo, se brindaron consultas médicas gratuitas y se instaló un puesto de Eanabas, donde se ofrecieron productos básicos como arroz, aceite, sal y azúcar.