El código laboral actual presenta muchas dificultades procedimentales, las cuales vienen en detrimento de los derechos de los trabajadores nicaragüenses, de tal manera que lo que se busca es agilizar los procesos y con ello facilitar la solución de los conflictos laborales.

“Estamos trabajando y dictaminando un Código Procesal Laboral que venga a restituir los derechos de las trabajadoras y trabajadores de este país, un Código que introduzca la oralidad en los procesos, porque actualmente nos encontramos con juicios que tardan hasta cuatro y cinco años para que un trabajador pueda tener su resolución. En este sentido, la oralidad va a permitir que en cuestiones de meses un trabajador pueda tener resuelto su juicio”, explicó la diputada sandinista Irma Dávila, presidente de la Comisión de Justicia de la Asamblea Nacional.

Dávila explicó que este Código fue consultado con todos los sectores del país y así buscar un consenso en cuanto a su aplicación.

Luis Barbosa, secretario general de la Confederación Sindical de Trabajadores José Benito Escobar (CST-JBE), catalogó igualmente como muy importante la aprobación de esta ley, ya que son miles de juicios laborales los que se han venido acumulando en los últimos años.

“Estos juicios vienen realmente a acortar el tiempo”, indicó Barbosa, explicando que la oralidad será un factor muy importante para agilizar estos procedimientos.