Habitantes del barrio Motastepe, ubicado a orillas del cerro que lleva el mismo nombre en Managua, inauguraron con gran emoción 15 nuevas cuadras construidas completamente de concreto hidráulico.

Los habitantes agradecieron al gobierno sandinista por mejorar sus condiciones de vida con el proyecto que tuvo un costo de 5 millones de córdobas (más de 200 mil dólares). Ahora, en el sector es más fácil el acceso de vehículos, lo que trae consigo el progreso a la localidad, opinaron los pobladores entrevistados.

“Ya no estamos con lo hoyos que se hacía con las correntadas que bajaban del cerro y es una obra que ya era hora que un gobierno la hiciera”, sostuvo Francisco Mendoza, habitante de la localidad.

Mendoza manifestó que ahora con las nuevas calles pueden acudir con más agilidad a hospitales y mercados. “Ya no hay polvo, ya no hay charcas, ya los vehículos entran más rápido. Las caponeras (moto-taxis) te cobran menos”, agregó.

Del mismo modo, el ciudadano Julio César Alvarado, calificó como muy buena la respuesta del gobierno ante las necesidades del pueblo.

“Esto era desastroso. El agua se quedaba allí detenida, charcas por todos lados, plaga de zancudos. Tomando en cuenta que los 16 años que gobernaron los gobiernos (neo)liberales nunca hicieron nada; porque sólo agua para su propio molino. Para la ciudad, para los pobres ahí los dejaban, los apartaban a un lado”, expresó Alvarado, agradeciendo de manera entusiasta al gobierno que presiden el Comandante Daniel Ortega y la Compañera Rosario Murillo.

Darling García, expresó por su parte que luego que el gobierno sandinista asumiera junto al pueblo nicaragüense la dirección del país, al barrio Motastepe han llegado obras de progreso que en el pasado nunca imaginaron ver.

“Ahora están mejores las calles ahora, gracias a Dios y al gobierno que han hecho estas calles así; dándonos oportunidades para que el barrio vaya creciendo un poquitos más (…) el gobierno ha tomado en cuenta aquí a la gente, a algunos les ha dado casas dignas y gracias a Dios algunas otras han recibido techo y ahora es la calle”, dijo García.

Daysi Torres, alcaldesa de Managua, reconoció que antes de existir la calle que inauguraron, el acceso a la localidad era casi imposible.
“Igual que los pobladores nosotros estamos felices, porque cada obra de progreso, de desarrollo, de bienestar que llega a las comunidades, a los barrios, a las comarcas, es momento de celebrar porque son los impuestos de los capitalinos los que son invertidos aquí”, detalló Torres.

Al mismo tiempo, aprovechó para brindar recomendaciones a los habitantes del lugar para evitar desastres durante este invierno que está a punto de venir. “Tenemos que estar unidos, tenemos que estar en los momentos de emergencia, atendiéndonos todos, juntos (…) siempre es bueno que la solidaridad entre hermanos y el acompañamiento entre las familias es lo más importante a la hora de una emergencia”, indicó.