Atlético de Madrid hundió todavía más el futuro de José Mourinho en el Real Madrid, luego de derrotar al cuadro "merengue" por 2-1, y en tiempo suplementario, en la final de la Copa del Rey, en partido jugado en el Santiago Bernabéu.

Tal como se esperaba, los primeros minutos tuvieron a Real Madrid dominando el balón y buscando con mayor precisión la apertura de la cuenta.

De hecho, y pese a que tuvo un "bajón" en la parte ofensiva, fue el equipo dirigido por José Mourinho el que anotó la primera cifra a los 14', gracias a un potente cabezazo de Cristiano Ronaldo que derrotó a T. Courtois.

Con el 1-0 a favor, Diego Simeone aleonó a sus jugadores para que buscaran el empate, algo que funcionó ya que los "colchoneros" comenzaron a bombardear el arco de Diego López.

Y tanta fue la insistencia que finalmente llegó la igualdad para el equipo visitante, todo a través de un disparo cruzado de Diego Costa, tras gran pase de Radamel Falcao, que derrotó al buen portero Diego López (35').

Antes del final, en tanto, Mezut Özil estrellaría su disparo el palo izquierdo de T. Courtois, en una muestra de que los madrileños irían por la victoria en la segunda mitad.

En el complemento, Real Madrid continuó dominando las acciones de riesgo, aunque con una mayor precisión por parte del Atlético de Madrid.

De hecho, un remate de Filipi Luis a los 50' se cuenta como una de las jugadas más peligrosas del momento, algo que repetiría a los 60'.

Un minuto después, por su parte, Real Madrid "contestaría" con un disparo de Karim Benzema que se iría al palo y cuyo rebote salvaría Juanfran al borde de la línea de gol.

Y el ataque madridista siguió, ya que a los 68' sería Cristiano Ronaldo el que tendría otra chance de gol con un tiro libre que fue rechazado por el parente derecho de Courtois y que luego se perdería Michael Essien.

La emoción del duelo en los últimos minutos, en tanto, aumentaría con la expulsión de la cancha de José Mourinho, quien reclamó airadamente un cobro del juez Clos Gómez que le hizo irse del partido a los 77'.

Ya en tiempo suplementario, sería el Atlético de Madrid el que pondría la ventaja categórica que le daría el título, gracias al cabezazo de Joao Miranda, quien aprovechó un tremendo centro de Koke, y la tardía respuesta de Diego López, para anotar el 2-1 que sería lapidario (98').

Todo terminaría de la peor forma para Real Madrid, ya que Cristiano Ronaldo sería expulsado tras golpear a Gabi de manera grosera.

Con este resultado, Atlético de Madrid vuelve a derrotar al Real Madrid en el Santiago Bernabéu luego de 14 años, se queda con el título de la Copa del Rey y, de paso, hunde casi de manera definitiva a José Mourinho en esta temporada, sellando prácticamente su salida de la llamada "Casa Blanca".