La militancia sandinista de los municipios de Nandaime y Diriamba rindieron un homenaje a los compañeros Ricardo Morales Avilés, Oscar Turcios, Jonathan González y Juan José Quezada, en el 46 aniversario de su tránsito a la inmortalidad, con una caminata, presentaciones culturales y la colocación de ofrendas florales en el sitio donde yacen los restos mortales de Ricardo, quien era originario de Diriamba.

Magali Rodríguez, coordinadora de Juventud Sandinista del departamento de Carazo, destacó que la caminata recorrió las principales calles de Diriamba, donde también se develizó una placa conmemorativa en honor a Morales, quien demostró su lucha inclaudicable por el pueblo, por la paz y la soberanía.

En el homenaje participó la comandante Doris Tijerino, quien recordó la valentía de los jóvenes guerrilleros que prefirieron entregar la vida antes de traicionar a su pueblo, a sus principios revolucionarios.

El hecho de que Ricardo haya decidido entregar su vida por esta causa y esta Nicaragua fue algo trascendental y lo más importante es que ellos prefirieron morir antes de dar información requerida la guardia, tuvieron que asesinarlos. Ellos murieron por la paz, nosotros soñábamos con una sociedad igualitaria, sin pobreza, aún la hay, pero estamos combatiéndola y luchando para salir de esta situación heredada por gobiernos neoliberales, expresó.

Asimismo, Blanca Carioni Morales, nieta de Ricardo Morales Avilés, destacó que su abuelo dejó un gran legado a las nuevas generaciones de sandinistas, quienes tienen el compromiso de seguir defendiendo al pueblo.

Es un orgullo ser nieta de Ricardo, cuya prioridad siempre fue defender a los estudiantes, tomando en cuenta que él fue maestro, además demostró ser un sandinista leal, firme y hoy nosotros llevamos al frente esa causa, porque somos pueblo, subrayó.