La temporada de huracanes 2013 comenzó hoy en la cuenca del Océano Pacífico con la formación de una depresión tropical a más de mil kilómetros de las costas del sur de México, dijeron fuentes del Servicio Meteorológico Nacional (SMN).

"Está bastante lejos", a unos mil 45 kilómetros al suroeste de Acapulco, por lo que "no hay ningún riesgo ahorita", explicó el meteorólogo Francisco Dévero.

En un boletín emitido hoy, el organismo señaló que la depresión 1-E "se ha ido fortaleciendo", por lo que estima que en las próximas horas se convierta en tormenta tropical.

La depresión, que se desplaza de manera paralela y alejada de las costas de México, podría alcanzar el próximo 17 de mayo la categoría 1 de huracán en la escala Saffir-Simpson, de cinco niveles, a más de mil 300 kilómetros del litoral.

Dévero explicó que se espera una temporada "normal" de huracanes en México en 2013, en la cual "los meses más peligrosos serán agosto y septiembre".

Los meteorólogos estiman que en la cuenca del Pacífico habrá 14 ciclones con nombre, de cuales 4 serán huracanes intensos, 4 moderados y 6 tormentas tropicales.

En la cuenca del Atlántico, donde la temporada empieza el 1 de junio, el pronóstico es que se formen 18 ciclones, entre los que habrá 4 huracanes intensos, 5 moderados y 9 tormentas tropicales.

El SMN espera que la población esté como otros años muy atenta a la llegada de los meteoros para minimizar los daños que puedan producirse.

"La experiencia de todos los eventos y la tecnología ha brindado experiencia a las personas", señaló el experto del SMN, quien confió en que con los medios que existen la "cultura de Protección Civil llegue más rápidamente a todos los niveles de la población".