La militancia Sandinista del distrito dos realizó un acto político cultural en saludo al 40 aniversario del paso a la inmortalidad del compañero William Díaz Romero, quien fue asesinado por la guardia de Somoza a tan solo 22 días del triunfo de la Revolución Popular Sandinista, proceso al que Díaz se sumó junto a los vecinos y amigos del barrio que hoy lleva su nombre.

Mirna Díaz Romero, recuerda cómo la valentía de su hermano le permitió dar su aporte a la lucha del pueblo, la cual hoy da frutos y se refleja en el desarrollo y el bienestar de las familias nicaragüenses.

Como familia seguimos comprometidos al igual que William con el Frente Sandinista, sabiendo que la única esperanza que el pueblo ha tenido ha sido la Revolución Sandinista la que sin duda le ha permitido al pueblo ver cada una de las transformaciones sociales. El enemigo de ayer es el mismo de hoy, pero sabemos que a lo largo de los años hemos estado al lado correcto de la historia porque hoy nuestros niños van a la escuela de forma gratuita, nuestro país ha progresado y eso es lo que anheló mi hermano y los miles de compañeros caídos”, destacó.

Durante el acto, los compañeros de lucha de Díaz Romero, lo recordaron como el chavalo soñador, de carácter firme y sobre todo un gran defensor de los derechos del pueblo.

William es un símbolo de dignidad, nosotros los combatientes históricos lo recordamos con amor y nos llena de gozo ver como los sueños de nuestros hermanos caídos hoy son una realidad, no podemos obviar el derecho a la educación, la salud y sobre todo ver a nuestro país en paz, esa paz que tanto anhelamos en nuestros años de juventud y que se nos fue arrebatada por Somoza pero gracias a la lucha popular logramos conquistar la paz en 1979”, subrayó Luis Cortés, miembro del Sandinismo Histórico.