Las jornadas de concientización contra las enfermedades que provoca el zancudo, ha calado entre las familias del barrio Riguero, que se suman decididamente a las distintas tareas de fumigación que cada 15 días realiza el Ministerio de Salud.

Este miércoles se hizo notoria la participación de cada familia que permite el ingreso de las brigadas de fumigación y además pone mucha atención a los consejos para evitar ser presa del dengue, chikungunya y zika.

Para nosotros como familia es importante que vengan a fumigar, primero porque nos ayuda a prevenir enfermedades, aquí tenemos niños, hay adultos mayores, y el zancudo está circulando en el ambiente por la cercanía de un cauce que tenemos y por eso es importante que permitamos el ingreso de los brigadistas a la casa”, comentó el señor Silvio Espinoza.

Aseguró que en su familia ya tienen muchos años que nadie se enferma de dengue u otra enfermedad transmitida por el zancudo, esto a la disciplina de realizar acciones que impidan la reproducción del vector.

Nosotros aquí ponemos las botellas hacia abajo, no permitimos que el agua se mantenga en nuestro patio ni en ninguna parte para evitar que el zancudo se desarrolle y nos perjudique con un buen dengue”, añadió Espinoza.

En tanto doña Carmen Manzanares, señala que permite la fumigación en su casa porque es una de las maneras de prevenir las enfermedades “y la otra es mantener limpios de basura nuestros hogares”.

La doctora Dilvia Flores directora del Centro de Salud Roberto Herrera, indicó que el objetivo principal de la fumigación es eliminar la etapa adulta del zancudo, mientras la abatización es ayudar a eliminar los criaderos. En El Riguero se fumigaron este día 300 viviendas.

Todos los días, todo el año andamos realizando jornadas de sensibilización casa a casa, en donde se les orienta como deben eliminar los criaderos, se les explica cómo se eliminan, como se neutralizan y que el abate tiene una acción de 60 días. Se les orienta la limpieza de las pilas, de los baldes, de todos aquellos depósitos donde almacenan agua y eliminar depósitos que no se utilizan”, dijo Flores.

Todos los días y de manera sostenida el Ministerio de Salud realiza las jornadas de fumigación y de concientización para prevenir las enfermedades trasmitidas por el zancudo.