Declaraciones del Diputado Wilfredo Navarro, Delegado del GRUN ante la Mesa de Negociación 28 de mayo del 2019

Buenos días, amigos. Bueno, ahora no están, no nos acompañan nuestras amigas periodistas, pero, definitivamente, estamos aquí nuevamente y no nos vamos a cansar de decirlo, para presentar a Nicaragua, presentarle al país, al pueblo, a la comunidad internacional, la vocación de trabajo por la paz que tiene el Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional. Esa voluntad firme, permanente que se manifiesta todos los días en el esfuerzo que hace nuestro gobierno por enfrentar las amenazas, no solo las amenazas de tipo de violencia, sino las amenazas de las inclemencias del tiempo.

Nuestros dirigentes, nuestros alcaldes, nuestros funcionarios están en la trinchera de lucha para enfrentar los problemas climatológicos del país. Hoy son climatológicos, mañana serán temas de epidemias, pero siempre habrá esa vocación y esa voluntad de nuestro gobierno que está presente en todos los lugares. Y, necesariamente, hay un compromiso con la paz, con la reconciliación, y esto se manifiesta con esa movilización que se está dando a lo largo de todo el país, para conformar las Comisiones de Paz y Reconciliación.

Son más de 500 comisiones las que se han integrado, donde participa una variedad de personas de la sociedad, de los municipios, de las comarcas, en los valles, en las zonas rurales, donde, independientemente de los colores políticos, independientemente de las diferentes religiones que se profesen, los nicaragüenses se están integrando en torno a la paz, en torno a la reconciliación.

Están juntos para reconstruir lo que fue destruido, están juntos para proyectarse hacia el futuro, y ese esfuerzo es el que le está dando más fortaleza a la voluntad del gobierno para cumplir los acuerdos, y para cumplir promesas que se le han hecho al gobierno.

El PIAV por ejemplo, la Ley que establece el Programa de Atención Integral a las Víctimas del Golpe Fallido, hoy en la tarde se estará presentando en la Asamblea Nacional para que este programa no se quede con aspectos eminentemente administrativos, sino que queremos darle una proyección y por eso es que lo estamos transformando en ley.

Este es un programa de atención integral e interinstitucional para todas aquellas víctimas de la violencia golpista, a partir del 18 de junio. Aquí se van a establecer y se están desarrollando programas de salud, programas de educación, programas de reinserción social, programas de reinserción laboral, programas de apoyo para que a los que se les destruyeron sus negocios, se les quemaron sus casas, tengan verdaderamente una oportunidad de reconstruir y seguir contribuyendo para la economía.

Necesariamente esta ley va a tener un impacto en lo económico y en lo social, porque va a contribuir a la reconciliación, va a contribuir a la paz, pero también les vamos a hacer justicia a esos nicaragüenses que fueron víctimas de la violencia golpista en los tranques.

Y hay un tema que quiero abordar al final, porque aquí quiero reiterar la voluntad inclaudicable del gobierno, y es la voluntad de cumplir con que los políticos presos por la comisión de delitos durante el golpe fallido sean puestos en libertad definitivamente. Ese es un compromiso de nuestro gobierno, saldrán a la fecha que se comprometió el gobierno, o que ofreció el gobierno, el 18 de junio. Eso es algo que no tiene variación, que no tiene cambio.

Nosotros estamos claros que muchos nicaragüenses no están de acuerdo con esta decisión de que salgan los que asesinaron al pueblo en los tranques, los que violaron, los que torturaron. Y lo dicen las encuestas, más del 65% de la última encuesta dice que no están de acuerdo que salgan las personas que cometieron delitos, pero ese es un trago amargo que tenemos que pasar.

El Gobierno está claro de esa posición, pero en aras de impulsar la Paz y la Reconciliación se están tomando esas decisiones, y les pedimos comprensión a los nicaragüenses en ese esfuerzo, y que apoyen este esfuerzo que sabemos que es difícil, porque al que se le murió su familia, al que le quemaron su casa, al que lo torturaron en un tranque, es muy difícil que pueda asimilar que esta gente va a salir; pero, definitivamente, el Gobierno lo ha decidido así y se ha comprometido por la paz.

Y un detalle muy importante: Esta es una decisión unilateral del Gobierno, no es fruto de ningún convenio y acuerdo con nadie; es la decisión de las autoridades superiores del Gobierno de Reconciliación Nacional de hacer esa liberación al 18 de junio.

Nosotros no le debemos respuestas a nadie, solo al pueblo de Nicaragua, y por eso le estamos explicando al pueblo de Nicaragua las decisiones que se están tomando, porque consideramos que son las mejores para el país. Muchas gracias.