Si la población pone en práctica las recomendaciones contenidas en la Campaña Nacional para Vivir Limpio, Vivir Bien, Sano y Bonito, tendrán menos posibilidades de enfermarse ante la llegada del invierno, aseguró el doctor Carlos Sáenz, Director de Vigilancia de la Salud Pública del Ministerio de Salud.

De esta manera el doctor Sáenz instó a la población nicaragüense a poner en prácticas medidas de prevención ante la inminente llegada del invierno, fecha en que las enfermedades respiratorias y otras se incrementan en el país.

Sáenz aseveró que el MINSA ya tiene elaborado un Plan Invierno, mismo que será implementado por los diferentes Sistema de Atención Integral en la Salud (Silais) que se ubican en cada cabecera departamental.

“Ante la entrada del invierno nosotros como Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional, bajo la orientación del Presidente Daniel Ortega, nosotros nos preparamos y elaboramos un Plan Invierno, que todos los SILAIS del país están proceso de preparación y ejecutando ese plan desde este momento”, dijo Sáenz.

En el invierno se incrementan los casos de leptospiras, diarreas, dengue y las respiratorias, por lo que Sáenz recomendó acciones preventivas en los hogares y comunidades, como el lavado de mano, limpieza de las viviendas y eliminación de aquellos depósitos que almacenen agua.

“Una de las estrategias que ayuda muchísimo es la estrategia que está desarrollando nuestro gobierno, que es la estrategia de Vivir Limpio, Vivir Sano, Vivir Sano y Bonito, que es una estrategia donde toda la comunidad está luchando para tener su vivienda limpia, sus cuadras limpia, su comunidad limpia”, expresó.

Indicó que al poner en prácticas las recomendaciones, ayuda a que en los hogares no existan cucarachas, ratones, así como zancudos, lo que redunda en viviendas limpias.

“Esa estrategia es algo importante porque todas las instituciones están y deben de desarrollar acciones en sus propias instituciones. Aquí (En el Minsa) hacemos acciones de limpieza cada tanto periodo de tiempo, vemos en los barrios que (la población) está desarrollando acciones de limpieza, en los centros y puestos de salud, así debe desarrollarse en las fábricas, en los negocios, en los parques, en la comunidad, en los hogares y eso nos ayudará a vivir más sanos”.

Manifestó que entre los meses de enero a abril los casos de las enfermedades respiratorias y las otras antes mencionadas, se reducen considerablemente.

Indicó que otra estrategia que ha podido contrarrestar el aumento de personas enfermas, es la alianza entre las autoridades y el pueblo organizado en los Gabinetes de la Familia, Salud y Vida.

También recomendó el lavado de mano ante toda situación, pues hacerlo de forma reiterada ayuda a no transmitir las enfermedades de la temporada lluviosa.

“Los alimentos antes de prepararlos deben lavarse las manos, antes de comer también lavarse las manos, después de hacerse necesidades fisiológicas lavarse las manos y entre más frecuentemente nos lavemos las manos eso evita que transmitamos enfermedades de una persona a otra”, sugirió el doctor Sáenz.

Recordó que el año pasado la incidencia del dengue fue alta, por lo que el gran reto es disminuir las cifra de personas afectadas y eso solamente será posible con la participación activa del pueblo, poniendo en prácticas acciones de limpieza en sus hogares.

En Managua actualmente se desarrolla la II Jornada de Abatización, de cinco que están programadas en el transcurso del año.

“Ahorita andamos alrededor de 700 casos de dengue que es súper en bajo. El año pasado tuvimos más de cinco mil casos en todo el año y ahorita andamos alrededor de 700”, puntualizó Sáenz.

En relación a las enfermedades respiratorias existe menos del 15 por ciento en relación al mismo periodo del 2012.