La Corporación Sina, una de las principales firmas de servicios por internet del país, ha visto mejorar su calificación por varios bancos de inversión internacionales después de anunciar, la semana pasada, la venta del 18 por ciento de Weibo, el llamado "Twitter chino".

El comprador, el gigante del comercio electrónico Alibaba, uno de los mayores grupos mundiales en este negocio, pagará 586 millones de dólares (449 millones de euros) por esa participación en Weibo, con la posibilidad de ampliarla hasta un 30 por ciento en el futuro, dentro de un plazo que aún no ha sido revelado.

Este acuerdo entre dos de las más grandes empresas de internet de China (junto a Tencent, rival de ambas, y Baidu, que tiene el motor de búsqueda más popular del país), provocó cierta especulación en los últimos días sobre cómo afectará al servicio de la mayor red social del gigante asiático, con más de 500 millones de usuarios.

Por lo general, Sina, que cotiza en la bolsa tecnológica Nasdaq de Nueva York, donde sus acciones han ganado más de un 13 por ciento desde el anuncio de la operación, se ha visto revalorizada también por varios bancos de inversión internacionales, recoge este lunes el diario oficial chino "Shanghai Daily".

"Comparado con sus (ingresos) de publicidad y de videojuegos en línea incrustados en sus portales, le será más fácil conseguir beneficios con la ayuda del comercio electrónico de Alibaba", destacó en un informe Deutsche Bank, que acompañó su valoración con una recomendación de "comprar" sus acciones para los inversores.

En efecto, Sina ha tratado de lograr más dinero de sus servicios de Weibo en los últimos años a través de publicidad y tarifas de usuario, pero no dio con ningún método eficaz, sobre todo después de que su rival Tencent, creadora del popular sistema de mensajería QQ, lanzase su red social Weixin, con casi ya 400 millones de usuarios.

A Alibaba, por su parte, se espera que la alianza le ayude a competir con las plataformas sociales de los otros dos grandes gigantes chinos de internet, Tencent y Baidu.

Ambas empresas colaborarán a partir de ahora en interconectividad de distintas cuentas de sus usuarios, intercambio de datos, pagos por internet y mercadotecnia en línea, aprovechando también la experiencia con los más de 800 millones que usan el servicio de pago seguro por internet Alipay de Alibaba.

De esta manera, Sina espera que el acuerdo aporte a Weibo unos 380 millones de dólares (291 millones de euros) en publicidad y servicios comerciales vinculados a su red social durante los próximos tres años.

El grupo Alibaba controla los portales de comercio electrónico Alibaba.com (entre empresas), Taobao.com (para compraventa de productos entre particulares) y Tmall.com (para venta desde empresas a consumidores), así como eTao, un motor de búsqueda especializado en compras por internet.

Además cuenta con su propia tecnología de pagos seguros por internet, Alipay, mientras los distintos portales del grupo suman más de 85 millones de usuarios registrados en todo el planeta.

Antes de la compra, el 8,1 por ciento de los enlaces intercambiados por usuarios de Weibo en 2012 eran de los portales de Taobao y Tmall del grupo Alibaba, lo que indica el fuerte interés de usuarios y vendedores por utilizar las redes sociales para difundir su información o sus comentarios.