Una de las devociones de oración más larga de la semana Santa, el Viacrucis, se realizó en las costas de Casares y La Boquita en el municipio de Diriamba en Carazo.

En esta ocasión las estaciones de la Cruz o la Vía Dolorosa se recrearon en las aguas de las playas de Casares y La Boquita, las cuales fueron acompañadas por las familias, quienes abordaron más de 15 lanchas.

Fernando Baltodano, Alcalde de Diriamba, dijo que por primera vez las familias de este municipio estaban disfrutando del Viacrucis Acuático.

El Viacrucis Acuático se desarrolló con éxito y recorrió las costas de Casares y finalizó con la presentación de la Judea de Tipitapa, en el centro Recreativo La Boquita.

Cabe destacar que está actividad contó con la presencia de la Policía Nacional.