Netflix eliminó de su plataforma en Estados Unidos más de mil títulos y anunció que agregará durante mayo 500 nuevos, como parte de su “constante actualización” de contenidos.

Medios estadounidenses aseguraron desde días antes que el servicio de video eliminaría 1,794 series de televisión y películas, entre las que estaban las 15 temporadas de SouthPark y varias cintas clásicas de James Bond, como Dr. No, Goldfinger o Licencia para matar. La razón, explicaban, era el vencimiento de la licencia con los estudios MGM, Universal y Warner Bros.

La baja sólo modificó el catálogo del servicio en Estados Unidos. En México, por ejemplo, no han estado disponibles las películas del agente 007 y actualmente se pueden ver 82 capítulos de la serie animada de Matt Stone y Trey Parker, es decir, de la temporada nueve a la 14.

El director global de Comunicaciones Corporativas de Netflix, Joris Evers, confirmó que “alrededor de 1,000 títulos expiraron hoy [1 de mayo] del servicio. La mayoría de ellos son viejos y agregados por [la productora] Epix”.

No es la primera vez que el servicio de video elimina contenido. El año pasado, la compañía que dirige Reed Hastings no renovó un contrato con Starz, lo que hizo que salieran de su plataforma más de 1,000 títulos de los más nuevos.

En una declaración a medios, el ejecutivo explicó: “Estamos constantemente actualizando las series y películas que tenemos disponible para nuestros usuarios. Tenemos cintas que expiran pero agregaremos más de 500 títulos el 1 de mayo. Esta entrada y salida pasa todo el tiempo”.

Evers comentó que “somos selectivos con lo que está disponible para ver en Netflix. Nosotros licenciamos continuamente series de televisión y películas de forma exclusiva para que podamos ofrecer una experiencia única. Quitamos o no renovamos los títulos que no son muy vistos. Siempre usamos nuestro conocimiento sobre qué es lo que nuestros usuarios aman para decidir que está disponible”.

El director de global de Comunicaciones Corporativas de Netflix agregó que su objetivo es ser un programador experto, ofreciendo una mezcla que complazca a nuestros clientes, más que tratar de ser el gran distribuidor.