La fábrica Nintendo sorprendió a sus seguidores con la llegada de un nuevo kit de realidad virtual (VR) para los usuarios, que se pueden construir  con productos caseros. 

El kit de VR, llamado Nintendo Labo, guarda semejanzas a otros proyectos en el mercado, como las Google Cardboard, pues permite que los usuarios construyan sus propios visores utilizando en su mayoría cartón.

El set de realidad virtual,  fue presentado bajo el lema “simple', amigable y divertido”, saldrá al mercado el 12 abril y rondará un costo de unos 80 dólares.

Se trata de un proyecto que niños y familias pueden construir en conjunto y optar por la opción básica (kir starter set) o por la versión más avanzada que incluye seis proyectos VR Toy-Con, diseños atractivos que convierten el visor de VR en una cámara fotográfica, un ave o un elefante, entre otros.

 Además de los implementos para ensamblar las piezas del set de VR, el conjunto incluye un título “shooter” con extraterrestres y una simulación de natación en el océano.

A diferencia de otros set de VR, el de Nintendo no tiene una banda que lo fije al rostro de los jugadores. Dado que los usuarios deberán sostenerlo en una mano mientras controlan el juego con la otra.

El Nintendo Labo se trata también, en el primer paso del fabricante en el mundo de la realidad virtual en más de dos décadas, después del lanzamiento del Virtual Boy de 1995 que fracasó entre los consumidores.