El Volcán San Cristóbal mantiene emanaciones de gases y cenizas de forma moderada sin presentar explosiones debido a que el conducto volcánico se encuentra despejado después de las explosiones ocurridas anteriormente.

El reporte de incidencias del Sistema Nacional para la Prevención, Mitigación y Atención a Desastres (Sinapred) destaca el R-SAM entre 100 y 250 unidades, lo que indica disminución gradual de la actividad, por consiguiente, se espera que siga en descenso hasta llegar a condiciones normales.

Hasta este momento no representa peligro para la población; sin embargo, se recomienda a los turistas y población no acercarse al cráter.

Por las presentes emanaciones de ceniza, la población cercana o que circula al oeste, suroeste y sur del volcán debe seguir las recomendaciones emitidas por las autoridades.

El mismo informe destaca que actividad en los volcanes Telica, Momotombo, Cerro Negro, Masaya y Concepción están dentro del rango de lo normal.