Una vivienda más fue entregada a familias que vivían en situación de vulnerabilidad en los barrios de Managua.

La compañera Reyna Rueda, alcaldesa de Managua y representantes de la embajada de China-Taiwán fueron los encargados de realizar el corte de cinta y entregar a la señora María Isabel Flores, de 65 años, las llaves de su nueva vivienda en el barrio Carlos Núñez Sur.

Este nuevo hogar no solo le da seguridad para Isabel sino que también alegría para su familia, ya que es un sueño que hoy el gobierno sandinista y la mano amiga de Taiwán hacen realidad.

“Dios lo tiene al comandante Daniel como presidente por un propósito que es ayudar a los desposeídos. Mi casita estaba metida en un hoyo y la alcaldía sacó lo malo y metieron diez camiones de tierra, mi casita no servía, estaba podrida, toda me mojaba arriba y abajo y ahora la veo bella, gracias mi Dios que pasaré un mejor año y mi comandante Daniel Ortega nunca lo voy olvidar”.

Dos gobiernos unidos han dignificado una vez más la vida de estas familias.

“Dándole gracias a Dios por la oportunidad de seguir sirviéndole a las familias y es gracias a una voluntad política del comandante Daniel y la vicepresidenta Rosario. Esta casita estaba en un punto crítico sin embargo gracias a los diferentes proyectos y esfuerzos en cada uno de los barrios vamos poco a poco mejorando las condiciones de vida de las familias y hoy damos una vivienda digna y segura”, dijo Reyna Rueda.

Finalmente, Irma Chen, representante de la embajada de Taiwán en Nicaragua, dijo que: “Estamos siempre acompañando a la alcaldía de Managua para mejorar la situación de las familias y seguimos trabajando con el gobierno para que el pueblo salga adelante”.

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda