El canciller de Venezuela, Elías Jaua, propuso este martes impulsar un enlace entre el Espacio Económico de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (Eco-ALBA) y el Mercado Común del Sur (Mercosur), durante un consejo consultivo económico de los representantes de los países que conforman esa alianza.

Desde Guayaquil, en Ecuador, Jaua adelantó que "seguiremos avanzando en la discusión del documento de la Eco-ALBA (...) Somos el primer país del ALBA que ya es miembro pleno del Mercosur, desde allí queremos iniciar el proceso de enlace entre el Eco-ALBA y el Mercosur, cuando Venezuela asuma la presidencia pro témpore".

Por otra parte, Jaua reiteró el compromiso de Venezuela para avanzar en la integración. “Este fue el primer instrumento (el ALBA) que tuvimos los latinoamericanos y caribeños para defendernos frente al avance de los Tratados de Libre Comercio (TLC) que se nos querían imponer”.

“Si antes el ALBA tenía una importancia vital en el desarrollo de un nuevo espacio político, social y económico, ahora se suma un motivo trascendental, que es elevar al más alto nivel esta idea del Comandante Hugo Chávez”, destacó.

En ese sentido, agregó que luego de esa instancia “fueron consolidándose otras iniciativas como la Unasur (Unión de Naciones Suramericanas) y la Celac (Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños). Hoy podemos decir que América Latina cuenta con organizaciones propias para dirimir casos en lo político, económico y social”.

“Tenemos que agradecer a nuestros presidentes por esa voluntad. Nicolás Maduro quiere reiterar su compromiso con esta iniciativa”, recalcó.

El canciller también recordó las palabras del líder de la Revolución Bolivariana durante la última cumbre presidencial del ALBA, efectuada en Caracas el 4 de febrero de 2012. “Es hora de la ofensiva económica”.

Jaua también exhortó a las empresas privadas que quieran sumarse a la iniciativa, “pero siempre entendiendo que no se busca la acumulación de capital sino la satisfacción de las necesidades del pueblo”.

Sobre la VIII Reunión del Consejo de Complementación Económica del ALBA, indicó que se acordó, según el cronograma de reuniones, que ésta sea la primera de esas reuniones para avanzar en la presentación del mapa de las mercancías, un elemento fundamental en la complementación.

“Saber qué produce cada país para complementarse, no reproducir lo mismo, sino compensarse”, detalló.

“Estamos entusiasmados en que logremos avanzar”, comentó al tiempo que le agradeció a la ministra Coordinadora de Política Económica de Ecuador, Yaneth Sánchez, por “recibirnos en Guayaquil”.

El Consejo de Complementación Económica forma parte del ALBA y está conformado por los ministros designados por cada país miembro. Es un espacio de coordinación de estrategias, políticas y proyectos para la complementación productiva, agroalimentaria, turística, industrial, energética, comercial, financiera y tecnológica, con el propósito de estructurar una Zona Económica de Desarrollo Compartido del la alianza.

De la iniciativa del ALBA forman parte Antigua y Barbuda, Cuba, Bolivia, Nicaragua, Dominica, Ecuador, San Vicente y las Granadinas y Venezuela.