La doctora Gutiérrez sostuvo lo anterior ante periodistas en una visita al Centro Nacional de Sangre, momento en el cual aseguró que la donación voluntaria tiene gran importancia debido a que los centros hospitalarios requieren grandes cantidades de sangre para salvar las vidas de los pacientes que llegan en estado crítico y necesitan de recibir transfusiones.

De acuerdo con la galeno, hay pacientes hospitalizados que tienen sangrado masivo o tienen anemia y por tal motivo requieren de transfusiones masivas, por tanto esa sangre, ya procesada, les es proporcionada por el Centro Nacional de Sangre.

Señala la doctora que el Centro Nacional de Sangre tiene una meta total de alcanzar 77 mil donantes voluntarios para el año 2012, con lo cual superará a los 75 mil que logró alcanzar en el 2011.

De acuerdo a la información otorgada por la doctora Gutiérrez, diariamente necesitan de 200 donantes voluntarios, tanto en el Centro Nacional de Sangre, como en las unidades móviles para poder atender la demanda de los hospitales.

Solo los centros de Managua y Estelí  pueden procesar sangre

El Centro Nacional de Sangre en Managua y el de Estelí, son los únicos que tienen capacidad de procesar el vital líquido para convertirlo en unidades de  plasma, plaquetas o glóbulos rojos, que son necesarios para distintos casos de pacientes que requieren de transfusiones, explicó la galeno.

Añadió que las plaquetas tienen una vida media muy corta, de tres a cinco días y son los componentes más importantes para pacientes con cáncer y en ese sentido agregó que  con una donación se pueden salvar tres vidas, a través de los productos de la sangre procesada, como son el plasma, las plaquetas y los glóbulos rojos.

La doctora Gutiérrez explicó  que el donante no solo entrega su sangre, sino que también obtiene algunos beneficios, como el hecho de que la donación reduce en un 32 por ciento las posibilidades de sufrir un infarto al miocardio, al tiempo que ese acto regenera las células y mejora la circulación sanguínea.

El Centro Nacional de Sangre, ubicado en Managua, atiende a 12 departamentos del país. Entre estos departamentos están Managua, Masaya, Granada, Carazo, Rivas, así como la Región Autónoma de Atlántico Norte y Región Autónoma de Atlántico Sur.

Un donante voluntario, Yasser Lenin Vanegas, explicó que entendió la importancia de entregar un poco de su sangre debido a que un pariente internado en un hospital capitalino necesitó de una transfusión y en ese sentido llamó a la población a asistir voluntariamente a realizar ese noble acto para salvar a otros.