Doña Juana Hernández es la protagonista que este domingo recibió su vivienda digna, un excelente regalo navideño, del Buen Gobierno, y de hoy en adelante no volverá a vivir los momentos difíciles cuando la lluvia le afectaba en el invierno.

Ella habita en el barrio 30 de Mayo y recibió de manos de la Alcaldesa Reyna Rueda y el Embajador de Taiwán Jaime Wu, su casa que esperó por mucho tiempo y ahora se le hace su sueño realidad.

“Me siento muy contenta y le doy gracias a Dios primero y al comandante y a la Compañera Rosario Murillo que siempre están preocupados por nosotros los pobres, los que tenemos necesidad y le agradezco y pido a Dios por ellos para que sigamos adelante”, dijo Hernández.

Su vivienda anterior estaba en malas condiciones y vivía en peligro, sobre todo en el invierno.

La alcaldesa de Managua expresó que todo el que equipo de trabajo se ha dispuesto a ser parte de estos cambios, sobre todo reivindicadores de las familias.

“Nosotros seguimos cumpliéndole a las familias a través de ese proyecto de nuestro gobierno que encabeza nuestro presidente el Comandante Daniel y nuestra Vicepresidenta la Compañera Rosario, ese modelo de trabajo que ha resuelto miles y miles de vidas, sobre todo a través de este proyecto hermoso de amor y solidaridad”, manifestó Rueda.

“Ahorita que estamos en Navidad, ellos (protagonistas) expresan que es un regalo de Navidad, dichoso y maravilloso. Entregamos una vivienda más, segura para las familias y seguiremos avanzando gracias a esos lazos estrechos que cada día se fortalecen con el pueblo de China Taiwán”, agregó.

Hernández también agradeció al gobierno de Taiwán que está apoyando al Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional presidido por el comandante Daniel y la compañera Rosario para llevar la felicidad a muchas familias nicaragüenses con sus casas dignas. Con esta ya son 25 casas las que se han entregado.

El Embajador de Taiwán dijo que los protagonistas se sienten muy agradecidos y contentos, “y nosotros también para apoyar a la Alcaldía y al Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional de poder ayuda y reducir la pobreza. Nos sentimos muy entusiasmados para seguir trabajando”, afirmó.

“Obras son amores y no las buenas razones. Hoy día somos testigos de ese amor concreto con obras que es un amor verdadero”, aseveró Wu.

 vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda

vivienda