La compañera vicepresidenta Rosario Murillo, destacó hoy el nacimiento de una niña, hija de uno de los policías asesinados por los terroristas de la Mara 19 en la ciudad de Masaya, durante la fracasada intentona golpista.

“Hoy Día de la Gritería nació una niña, una niña en Masaya, una niña que simboliza la paz, el cariño, la solidaridad y la felicidad, porque nosotros los creyentes sabemos que el que entrega su vida por causas nobles, luchando por la paz y por el bien común, es un héroe, es un héroe que está en la gloria y desde ahí en ese cielo, adonde aspiramos a llegar alguna vez, desde ese cielo implora a Dios por Nuestra Nicaragua”, refirió la compañera Rosario Murillo

“Hoy nació la niña Meybis Martínez Espinoza, gloria a Dios, hija lindísima de nuestro hermano teniente José Abraham Martínez, Coscoyuela, le decían, escribe el compañero Joe Vargas”, dijo.

“Dice: Nos cuentan tus compañeros, teniente José Abraham Martínez, Coscoyuela, que horas de morir a manos de la Mara 19, en la ciudad de Masaya, ‑‑a él lo asesinaron en los alrededores de la Policía en Masaya‑‑; ‘cuando te dieron la noticia de que serías padre por segunda, te brillaban los ojos de alegría y hoy ha llegado ese día que tanto esperabas. A nacido tu bebé, es tu vivo retrato, hermano, compañero, en ella te vemos reflejado’”, añadió.

“Estamos seguros que, desde el cielo, ves con alegría a tu pequeña hija, compañero, amigo, hermano, con tu sangre derramada juramos seguir defendiendo la paz y la seguridad de Nicaragua, para que todos los niños crezcan felices”, comentó.

“Meybis Martínez Espinoza: bienvenida, te recibimos con amor en este plano de vida, vos sos niña, de los amores de tu padre y de tu madre, Yulissa Espinoza. Sos luz divina, que llena el corazón de la madre que está aquí con él o el alma de tu padre que está en el cielo, viendo embelesado a su criatura”, afirmó.

Una señal de bendición

La compañera Rosario Murillo calificó de “linda la foto que publicaron, nos felicitamos porque es una señal de luz, de bendición de victoria; victorias de la paz; honor y gloria a nuestro compañero José Abraham Martínez, Coscoyuela, que vio desde el cielo la luz de la vida de su niña Meybis”.

Reiteró que Meybis “es la hija del teniente caído en amor a Nicaragua, José Abraham Martínez. Nace y viene a la vida celebrando a la vida. ¿Quién causa tanta alegría? Todos estos nacimientos, toda esta vida que florece, que reverdece en nuestra Nicaragua, no pudieron ni podrán, no pudieron arrancarnos el corazón bueno de los nicaragüenses”.

“Todo lo contrario, ese corazón se ha vuelto gigante, con ese corazón lleno de luz, de coraje, de valentía y de amor, es que vamos adelante, con confianza y fe infinita en Dios Nuestro Señor y en Nuestra Madre María”, destacó.

“Ha concluido ese capítulo nefasto de la historia de nuestro país, estamos llenos de vigor y de gloria como dice nuestro Darío”, recordó.