Directores de los SILAIS de la franja del Pacífico de Nicaragua, fueron capacitados este martes por el Ministerio de Salud (MINSA), en el manejo con mujeres embarazadas afectadas por la sífilis y el VIH.

La capacitación enmarcada en el sistema de vigilancia epidemiológica se desarrolló en el Centro Tecnológico de la Salud, donde los delegados aprendieron el uso de módulos para las atenciones a las patologías antes indicadas.

La doctora Matilde Román del Componente ITS/VIH dijo que la capacitación es una de las actividades que “teníamos programada dentro del plan de solidaridad en las actividades en la lucha contra el Sida”.

Es un taller nacional con los delegados de los Silais del Pacífico donde les vamos a impartir un pequeño entrenamiento sobre el uso de un nuevo módulo dentro de lo que es el sistema integrado de vigilancia epidemiológica del VIH y registrar las pruebas que realizamos en mujeres embarazadas de sífilis y así tener datos sólidos sobre lo que es la vigilancia epidemiológica del VIH”, señaló.

Dijo que con la implementación de este sistema automatizado “Nicaragua va a contar con una herramienta en digital donde nosotros desde nuestra unidad de trabajo poder visualizar de forma automática cuántas personas llevo registradas en el sistema”.

El módulo que se habilitó este martes es dedicado a sífilis en mujeres embarazadas, pero “dentro del sistema están todas las personas que tienen VIH, las que están en tratamiento, los niños en seguimiento y también el número de muestras que nosotros realizamos del VIH a nivel nacional”, indicó la funcionaria de salud.

Todas las unidades de los Silais a nivel nacional tienen capacidad para acceder a la plataforma digital. El sistema con el que entrenaron a los delegados se denomina Módulo de Transmisión Materno infantil para Sífilis.

La doctora Mariling González del Silais de Carazo dijo “venimos (a Managua) a entrenarnos en este sistema para luego fortalecer lo que hemos venido trabajando en el módulo de seguimiento automatizado porque esto nos permite que desde el nivel local nosotras podamos ingresar a todas las pacientes con sífilis y pruebas de VIH”.

Confirmó que en su jurisdicción este año no han encontrado a ninguna embarazada afectada por las referidas patologías, “aunque tenemos a 74 pacientes en terapias, pero estamos controlando con las terapias antivirales”.

Estimó que a una embarazada con sífilis tratada a tiempo se le puede rescatar y evitar que el niño nazca con sífilis congénita y las consecuencias para el niño son muy fuertes, ya sea en el corazón o sus huesos.