Desde el Barrio La Playita en el municipio de Corinto, salieron más de 36 embarcaciones con 465 personas, con apoyo de la fuerza naval del Ejército de Nicaragua, todo como parte de la VII Edición de la Peregrinación Acuática, rememorando la llegada de la imagen de la Virgen del Trono a Nicaragua hace 456 años al Puerto histórico de la Posesión de El Realejo.

La venerada imagen pernoctó en este municipio toda la tarde, donde recibió cánticos y rezos, celebrándose una Misa en su honor para luego al filo de la medianoche salir en Peregrinaje hacia la ciudad de El Viejo.

Ya en horas de la madrugada, prácticamente al amanecer los miles de fieles devotos católicos hicieron el encuentro ya tradicional en la Virgen del Camino, donde fue recibida por el pueblo viejano con pólvora, tríos musicales y mariachis, sirenas de bomberos y con el resguardo de la Policía Nacional regulando el tránsito y dando seguridad a los participantes, hasta llegar a la basílica menor de municipio.

Según la historia fue Don Pedro Sánchez de Ahumada, quién por designación de la providencia llegó a estas tierras con la imagen, pero su viaje hacia el Perú fue interrumpido por una tormenta, viéndose obligado a desembarcar buscando refugio y de ahí su arribo al Realejo y posterior destino final en El Viejo, siendo declarada Patrona Nacional.