Treinta y tres efectivos bomberiles y representantes de Migración y Extranjería y del Sistema Penitenciario Nacional, concluyeron este jueves un curso de Sistema de Comando de Incidentes.

El curso se llevó a cabo del 12 al 15 de noviembre en la Academia de Bomberos “Comandante Álvaro Diroy Méndez”. Participaron 21 bomberos de la Dirección General de Bomberos, 3 bomberos voluntarios, 3 del Benemérito Cuerpo de Bomberos de Managua, 1 de Bomberos Unidos Sin Frontera, 2 del Sistema Penitenciario Nacional, 2 de Migración y Extranjería y 1 del Ministerio de Gobernación central.

La mesa que presidió la clausura del curso estuvo integrada por el Comandante de la Dirección General de Bomberos (DGB), Ramón Landeros, el Comandante Manuel Zamora, del Cuerpo de Bomberos Unificados de Nicaragua, así como el Comandante Lanzas, secretario de la Asociación Civil de Bomberos Voluntarios de Nicaragua y el teniente Mario Brenes del Benemérito Cuerpo de Bomberos de Managua.

Pasaron el curso 26 varones y 7 mujeres a partir del estudio de un manual de bomberos que está funcionando a nivel de Centroamérica. Todos recibieron su correspondiente certificado lo mismo que sus cinco instructores.

Al final los jefes de las organizaciones de bomberos unificados felicitaron a los apagafuegos, ya que con los nuevos conocimientos adquiridos podrán servir mejor a la población ante cualquier emergencia.

Cerró la ceremonia el jefe de la Dirección General de Bomberos comandante Ramón Landeros quien hizo una valoración sobre lo que ha significado para Nicaragua la unificación de cuatro organismos bomberiles en la lucha por salvar vidas y bienes de los nicaragüenses.

“Qué bonito ver una familia de bomberos unidos, nunca se pensó eso, sino porque el Comandante Daniel y la Compañera Rosario apoyaron la unificación de las instituciones bomberiles para atender con mayor eficiencia a las familias. Hoy a través del puesto de mando unificado se coordina mejor el trabajo de las instituciones de bomberos de Nicaragua”, dijo.