Alrededor de 140 habitantes de la comunidad de La Rampa, en el municipio de El Jícaro, Nueva Segovia, pueden contar desde hoy con energía eléctrica, como resultado del programa de electrificación rural que impulsa el Gobierno del Presidente Daniel Ortega Saavedra, a través de la Empresa Nacional de Transmisión Eléctrica (ENATREL).

Estos 140 habitantes, miembros de 29 familias, celebraron junto a ENATREL, a través de un actividad pública este viernes, por la labor del Gobierno de restituir su derecho -y el de miles de personas a nivel nacional- de tener el fluido energético en sus hogares.

Para la ejecución de este proyecto, ENATREL invirtió 975 mil córdobas en la instalación de líneas eléctricas por casi 3 kilómetros, lo que fue financiado pcon un préstamo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) al gobierno de Nicaragua.

Las familias, por su parte, expresaron su alegría al poder hacer uso de los servicios de energía en sus casas, ya que ahora podrán no verán limitadas sus labores y tendrán más comodidad en sus quehaceres.