El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, a propósito de su juramentación como jefe del Poder Ejecutivo para el período 2013-2019, hizo un llamado a la unión de todos los ciudadanos incluso a aquellos que no votaron por él en los pasados comicios del 14 de abril.

"Compatriota que estás en tu hogar o en tu trabajo (...) que por alguna razón votaste contra el candidato de la patria, yo te tiendo la mano. Nosotros garantizamos la paz de este país", expresó el mandatario desde la Asamblea Nacional.

Recordó que existe un grupo de cultores y artistas venezolanos que han acudido a la Revolución para apoyar la paz y el amor. "Hay un grupo de artistas que han venido a construir patria, allí se ve el amor de este pueblo; por eso los llamo a trabajar todos e incluso a los que no votaron por nosotros, acá los esperamos con los brazos abiertos".

"Vamos a unirnos con amor en base a los consejos comunales, al pueblo y al testamento político que nos dejó nuestro gigante político, comandante Hugo Chávez".

Maduro, alertó al pueblo que "no se deje inocular el odio y la intolerancia" de algunos de los líderes de la derecha, luego del episodio de violencia experimentado en varios estados del país dejando el saldo de 8 fallecidos y 60 lesionados.

Hizo un llamado a respetar a las naciones vecinas y rechazó actos de "racismo" y "xenofobia". Al respecto aseguró que "aquí hay un núcleo de la ideología fascistas que se disfraza. Si ellos hubiesen ganado empezarían las expulsiones (contra el pueblo colombiano y el pueblo cubano). Eso no lo vamos a permitir".

"Solo con el pueblo se puede seguir impulsando el modo de vida socialista, solo en hermandad se puede continuar vivir viviendo (...) ya tenemos la madurez necesaria para continuar el legado que nos dejó la Revolución que comenzó el comandante Chávez".

Manifestó que respeta la decisión tomada por el Consejo Nacional Electoral (CNE) de auditar el 46 por ciento restante de cajas electorales. " Yo dije, yo respeto al CNE, tomó una decisión y yo acepto la decisión. Le damos todo el apoyo institucional y político", alegó el mandatario.

Advirtió que "salga lo que salga de allí (auditoría) ellos no van a reconocer, su plan es otro" y a este respecto dijo "estar preparado" ante cualquier eventualidad de "quien nos quiere imponer la violencia".