La Misión Diplomática nicaragüense en Berlín recibió a una delegación de la filial alemana de ICAN (Campaña Internacional para la Abolición de las Armas Nucleares), encabezada por Felix Werdermann, miembro de la Junta Directiva.

ICAN fue galardonada en 2017 con el Premio Nobel de la Paz por su trabajo en la lucha contra las armas nucleares, por llamar la atención sobre las catastróficas consecuencias que tendría para la humanidad el uso de cualquier artefacto de este tipo y por sus esfuerzos para lograr la firma del Tratado de Prohibición de Armas Nucleares, que fue aprobado por 122 países. El tratado prohíbe, entre otras cosas, la posesión, uso y amenaza del uso de armas nucleares.

ICAN

Como parte de su compromiso con el desarme general y completo el Gobierno de Nicaragua fue el número doce en ratificar dicho tratado en septiembre de 2017. Este hecho quiso ser reconocido hoy personalmente por miembros de la campaña ICAN, que incluyeron a la sede diplomática nicaragüense en un recorrido de la paz en bicicleta (Nobel Peace Ride) por las Embajadas de los países que ya han ratificado este importante tratado.

“Es tiempo de dar las gracias a Nicaragua!”, expresó Werdermann a la Embajadora Karla Beteta quien a su vez destacó que esto es parte de nuestro compromiso con la paz en el mundo.

ICAN