El aspirante presidencial de la derecha, Henrique Capriles Radonski, se negó este domingo a reconocer los resultados electorales emitidos por el Consejo Nacional Electoral (CNE) y solicitó la auditoría al 100 por ciento de los votos.

“No vamos a reconocer un resultado hasta tanto no se cuente cada voto de los venezolanos, uno por uno. Le exigimos al CNE que se abran todas las cajas y que cada voto de Venezuela sea contado”, dijo el candidato antichavista.

El representante de la derecha venezolana dijo además que, según su seguimiento al proceso electoral de este domingo, se registraron unas tres mil 200 “incidencias” o irregularidades.

Tras reiterar que no “pacta con la ilegitimidad”, Capriles Radonski se refirió al presidente electo por la mayoría de los venezolano, Nicolás Maduro, y aseguró que “el gran derrotado el día de hoy es usted”.

Aclaró que los números que maneja no coinciden con los del CNE, “por una diferencia muy pequeña”.

El candidato socialista venezolano, Nicolás Maduro, ganó las elecciones presidenciales celebradas este domingo con 50,66% de los votos, frente al 49,07% que obtuvo el abanderado de la derecha Henrique Capriles Radonski, según el primer boletín emitido por el Consejo Nacional Electoral (CNE), que informa sobre los resultados cuando ya se consideran irreversibles.

Maduro tuvo una victoria de siete millones 505 mil 338 votos mientras que el candidato antichavista obtuvo siete millones 403 mil votos lo que representa el 49,07 por ciento.

La presidenta del CNE, Tibisay Lucena explicó que el escrutinio se hizo con 99,12 por ciento y con una participación del 78,71 por ciento de los electores.

Capriles advirtió que “esta lucha no ha terminado” y amenazó que "este es un mientras tanto".

Finalmente, reconoció la labor institucional de las Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB), durante el proceso electoral, que se desarrolló de forma pacífica.