Más de 30 connacionales provenientes de los Estados Unidos fueron recibidos en el Aeropuerto Internacional Augusto C. Sandino por una delegación del Gobierno de Nicaragua, quienes les brindaron atención médica, alimentación y una suma de dinero para el costo del transporte hacia sus ciudades de origen.

A pesar de haber permanecido tres meses bajo prisión debido a su condición migratoria en el país del sur, los nicaragüenses hoy han decidido iniciar una nueva etapa de vida junto a sus familiares en la tierra que los vio nacer y que hoy nuevamente los acoge con cariño.

Viví 20 años en Estados Unidos, sin embargo, la migración me apresó por tres meses y ahora estoy de regreso en mi país. Qué bonito es venir después de tantos años y ver que el gobierno nos está recibiendo con cariño. Yo estoy contento y mis planes son quedarme acá porque aprovecharé a mi familia, la cual he dejado por tanto tiempo”, expresó Jorge Luis Valverde.

Hace dos años me fui a los Estados Unidos, la verdad es que fue una experiencia desagradable porque allá no quieren a los latinos, pero ya no haré un nuevo intento de viajar a ese país. Nicaragua es mi país y aquí está mi familia, así que ya no regreso a ese país donde nos maltrataron y nos vieron como delincuentes cuando nosotros únicamente llegamos a trabajar”, subrayó Jairo Pérez.